Selecciona Edición
Iniciar sesión

Las 12 principales propuestas de Sánchez en el discurso de investidura

El líder del PSOE hace una síntesis del pacto con Ciudadanos, su programa y guiños a la izquierda

El líder del PSOE, Pedro Sánchez, este martes. FOTO: ULY MARTÍN / VÍDEO: ATLAS

Nadie tiene una mayoría para imponer sus ideas y sus propuestas; los españoles han votado por el cambio en una amplísima proporción. "Dieciocho millones votaron por la no continuidad del gobierno en funciones del PP". Estas son las cuentas de Pedro Sánchez, que este martes ha sumado todos los votos emitidos el 20 de diciembre, salvo los siete millones y medio del PP. El candidato a la presidencia ha concluido que solo es posible "el mestizaje ideológico" y a, partir de ahí, ofrece un Gobierno "del bien común". Ese Gobierno conlleva el proyecto que ha desgranado que es una síntesis del acuerdo con Ciudadanos, su propio programa y algunos guiños a los partidos de la izquierda.

No mencionó la supresión de las diputaciones y su sustitución por consejos provinciales de alcaldes como sí figura en el programa acordado con Ciudadanos, a quien agradeció "su coraje", así como a los militantes socialistas que lo avalaron. Sectores del PSOE se mostraron en contra de esta medida, como expresaron en público los presidentes de las diputaciones de Jaén y Zaragoza.

El acuerdo que el PSOE alcanzó la semana pasada con Ciudadanos y ratificaron las bases socialistas presenta, para Sánchez, soluciones a los "cinco grandes desafíos" que afronta España: el empleo, la desigualdad, la regeneración democrática y el combate contra la corrupción, el papel de España en la Unión Europea y en el mundo, y la crisis política Cataluña. "Los socialistas hoy defendemos que no tenemos líneas rojas". "Hasta la peor de las medidas propuestas en nuestro acuerdo es mejor que donde estamos con el actual Gobierno saliente".

1. Renegociación del déficit con la Unión Europea. El Gobierno de Sánchez negociaría con Bruselas una flexibilización de los objetivos anuales de déficit y deuda pública, "flexibilización que ya se ha acordado para otros países como Francia, Alemania o Italia", ha recordado el dirigente socialista. Los Presupuestos Generales del Estado aprobados para 2016 no cumplirán con el objetivo de déficit acordado con Europa: la Comisión Europea ha advertido a España que dichos presupuestos presentan una desviación de unos 10.000 millones de euros. El objetivo de Sánchez es acordar una senda "gradual, realista y equilibrada" de consolidación fiscal a cuatro años que sitúe el déficit en el entorno del 1% en 2019. La misma senda debería permitir colocar el déficit por debajo del 3% en 2017, de forma que España "pueda salir del brazo correctivo del Procedimiento por Déficit Excesivo".

2. "Tender puentes" desde la "defensa de la Constitución" con Cataluña. La solución al desafío secesionista catalán pasa por una solución política. "Cataluña forma parte de España", ha zanjado Sánchez cualquier duda sobre la postura del PSOE relativa a la independencia. "No negamos que haya habido razones para el desencuentro", ha añadido a continuación el candidato socialista, que ha apelado a la historia "que hemos hecho juntos durante siglos" mientras mostraba su compromiso "con la defensa de la Constitución y de la ley". Para "tender puentes" y "volver a sentirnos todos parte de este proyecto común que es España", escenario para el que es "imprescindible actuar desde la lealtad institucional", Sánchez activaría las comisiones bilaterales, que en el caso del Estado con la Generalitat no se reúne desde julio de 2011.

3. Endurecimiento de la lucha contra la corrupción. La intención de Sánchez es revisar los delitos contra la Administración Pública como la prevaricación, el cohecho o el tráfico de influencias "definiendo mejor las conductas contrarias a la ley y reforzando las penas privativas de libertad". Por ejemplo, se rebajaría la cuantía mínima que da lugar a penas de prisión en el delito de la financiación ilegal de partidos políticos. "Endureceremos las medidas contra el fraude fiscal, de subvenciones y a la Seguridad Social. Revisaremos las competencias de la Audiencia Nacional y de la Fiscalía Anticorrupción. Y prohibiremos la concesión de indulto en delitos vinculados con la corrupción y la violencia de género", ha enumerado Sánchez.

3. "Revolución" en el nombramiento de cargos públicos claves. Sánchez impulsará una "auténtica revolución" en el nombramiento de cargos de designación parlamentaria: los miembros del Tribunal Constitucional, el Consejo General del Poder Judicial, el Consejo de Seguridad Nuclear o la Comisión Nacional del Mercado de Valores, hasta la elección de la presidencia y el Consejo de Radiotelevisión Española. "En estos y otros casos debe primar la independencia, profesionalidad e imparcialidad de los candidatos", ha indicado el aspirante. Se haría de convocatoria pública, evaluación de la competencia e idoneidad de los candidatos por un Comité Asesor de composición profesional, publicidad de los informes de evaluación, sesiones de audiencia en las comisiones del Parlamento, y la aprobación por la mayoría de las Cámaras competentes.

4. Reforzar la negociación colectiva. Sánchez, si es investido presidente, potenciará "de manera inmediata" la negociación colectiva y el equilibrio de relaciones laborales en la empresa. Para ello pondría en marcha el diálogo social con el objetivo de elaborar un nuevo Estatuto de los Trabajadores. "Suprimiremos aquellos elementos que han hecho de la reforma laboral en vigor la cuna de la precariedad laboral y la desprotección de los trabajadores", ha observado el dirigente socialista, partidario de que se recuperen los derechos de negociación colectiva de los trabajadores, limitar a dos años la contratación por tiempo determinado —a la vez que se aumenta la indemnización por despido el segundo año— y establecer "mejores incentivos" a la conversión de contratos temporales en indefinidos.

5. Nueva reforma fiscal. "Elevaremos la capacidad recaudatoria de nuestro sistema impositivo para acercarla a la media europea", ha referido Sánchez en su debate de investidura. Para ello, pondría en marcha un plan de lucha contra el fraude y la economía sumergida que incluya la negativa a aprobar nuevas amnistías fiscales y ponga en marcha una Oficina Nacional de control fiscal de las grandes fortunas. El dirigente socialista reduciría la carga tributaria de las rentas del trabajo, "lo que compensaremos por otro tipo de rentas y por impuestos medioambientales".

6. Ley de Educación en seis meses. Al medio año de formar gobierno habría una nueva normativa educativa "consensuada, fiable y duradera (...) ajena a las alternancias en el poder. El candidato socialista, que supliría así a la LOMCE, defiende además que se "configuren las becas como derecho". También propone que se universalice de manera progresiva la oferta pública de escuelas infantiles de 0 a 3 años y la revisión global y urgente del sistema de formación profesional.

7. Universalidad de la cobertura sanitaria. Acorde a una "nueva política presupuestaria que renuncie" a recortar el gasto social sino "a restaurarlo", Sánchez es partidario de "restablecer de inmediato" la universalidad de la cobertura del Sistema Nacional de Salud. "Todas las personas que vivan en España, sin importar su origen o condición, tienen que estar incluidas en el sistema", ha afirmado el aspirante del PSOE en el Congreso. El pacto sanitario recuperaría la tarjeta sanitaria en los plazos anteriores al Real Decreto Ley de 2012.

8. Refuerzo de la dependencia. El compromiso de Sánchez es la revitalización de una Ley de Dependencia hoy abandonada que cuente con la "financiación suficiente". La dependencia ha perdido 2.865 millones de euros durante la legislatura de Rajoy. Un tercio de los 1,2 millones de dependientes reconocidos no recibe ayuda del sistema público de dependencia.

9. Ley de igualdad salarial entre hombres y mujeres. Ante la brecha salarial entre sexos, "que lejos de reducirse aumenta cada año" según ha destacado Sánchez -una mujer tiene que trabajar 79 días más al año para ganar lo mismo que un hombre con un trabajo similar-, el candidato del PSOE aprobaría una Ley de igualdad salarial "para poner remedio a esta injusticia". La desigualdad salarial, junto con el menor tiempo de cotización, tiene consecuencias en las pensiones de las mujeres, un 34% inferiores, ha hecho hincapié Sánchez, para quien es "de justicia reconocer a todas las mujeres" un bonus de dos años de cotización a efectos del cálculo de pensiones por cada hijo o hija, nacidos o adoptados, y de un año adicional a los padres que acrediten haberse hecho responsables del cuidado de aquellos. Las mujeres demandantes de empleo que tengan un hijo y no tengan derecho a la prestación contributiva de maternidad contarían con una prestación no contributiva por maternidad de seis semanas de duración.

10. Acabar con la condición España como el segundo país más desigual de la UE. "Si obtengo la confianza mayoritaria de la Cámara, esta será la legislatura de la igualdad", ha aseverado Sánchez, que pondría en marcha con carácter urgente un Plan de Emergencia Social en el que se incluiría medidas como el reconocimiento de un Ingreso Mínimo Vital para atender la situación de necesidad de los 750.000 hogares que carecen de todo ingreso económico, ha subrayado Sánchez. Vinculada estaría una Ley de lucha contra la pobreza energética.

También se incrementaría la prestación por hijo a cargo y la extensión de su duración "con objeto de combatir de forma eficaz la pobreza infantil". Para reducir la pobreza laboral, Sánchez pondría en marcha el Complemento Salarial Garantizado, y subiría el Salario Mínimo "para recuperar" el poder adquisitivo perdido durante los últimos cuatro años.

11. Adiós a las cláusulas abusivas en las hipotecas. El secretario general del PSOE defiende una reforma de la ley hipotecaria para eliminar "de forma automática" las cláusulas abusivas, así como reconocer el derecho de las personas en situación de insolvencia sobrevenida al acceso a una vivienda de alquiler social. Otras iniciativas en este campo serían la declaración de la renta activa de inclusión como inembargable, y la recuperación del subsidio de desempleo para los parados mayores de 52 años.

12. Retomar la memoria histórica. "Revitalizaremos y dotaremos de presupuesto la Ley de Memoria Histórica, otro deber moral que nos atañe", ha sido otro de los compromisos de Sánchez. El aspirante del PSOE a la presidencia del Gobierno pretende hacerlo "desde el espíritu de concordia y de cerrar heridas".

Más información