Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Constitucional deroga el sistema de la LOMCE para estudiar en castellano en Cataluña

Los artículos anulados invaden competencias de la Generalitat, según el tribunal

Fachada del edificio del Tribunal Constitucional. FOTO: EFE / VÍDEO: ATLAS

El Tribunal Constitucional ha anulado  los artículos de la LOMCE (ley Orgánica de Mejora de la Calidad Educativa) por los que el Gobierno español obligaba a la Generalitat de Cataluña a pagar ayudas para garantizar que los hijos de las familias que así lo solicitasen pudiesen estudiar en castellano. Responde así a un recurso presentado por la Generalitat en 2014 y estima por unanimidad, entre otras cuestiones, que "el sistema diseñado por la ley para garantizar la enseñanza en castellano sostenida con fondos públicos no respeta el reparto de competencias" entre Administraciones, según una nota del TC.

“Esto es una novedad. No esperábamos que el Constitucional se pronunciara hoy”, ha señalado el ministro de Educación, Íñigo Méndez de Vigo, que ha asegurado que el contenido de la sentencia, que aún no había revisado completa, lo incorporarán a la “reflexión” que han abierto para incluir cambios en la preinscripción escolar de Cataluña, prevista en abril tras retrasarla dos semanas, con los que esperan garantizar un 25% mínimo de enseñanza de castellano en Cataluña.

La norma obligaba a la Generalitat a abonar ayudas de 6.000 euros para que los alumnos pudiesen estudiar en centros privados. En los últimos tres cursos de vigencia de esta fórmula, impulsada por el exministro de Educación José Ignacio Wert, se han concedido unas 50 ayudas de 560 peticiones, según datos facilitados recientemente por la Generalitat. La sentencia llega mientras el Gobierno central estudia, ahora que ejerce como consejería de Educación en Cataluña en virtud del artículo 155, cómo garantizar que las familias también puedan elegir el castellano como lengua vehicular en Cataluña, donde el sistema de inmersión lingüística solo contempla como obligatorio impartir en castellano la asignatura de Lengua Castellana.

Albiol: "Ya está bien de experimentos"

El presidente del PP catalán y senador, Xavier García Albiol, ha pedido al Gobierno que se tome "el tiempo que sea necesario" para presentar una propuesta sobre la educación en castellano en Catalunya que se pueda aplicar y resuelva "este problema", porque a su juicio no cabe "hacer ocurrencias ni buscar ideas brillantes".

"Ya está bien de experimentos y de frases vacías", ha advertido el dirigente catalán. "El tema es suficientemente importante y sensible como para que la propuesta que se lleve a cabo, si finalmente se lleva alguna, se pueda ejecutar", ha añadido.

Albiol ha hecho estas declaraciones tras reunirse en el Senado con el ministro de Educación, Iñigo Méndez de Vigo, a propósito de la sentencia del Tribunal Constitucional que anula la parte de la LOMCE que garantiza el pago con fondos públicos de plazas para estudiar en castellano en Catalunya.

El dirigente 'popular' ha admitido que la sentencia "condiciona" la estrategia que se había empezado a tomar para restablecer la educación en castellano, aprovechando que el Gobierno por aplicación del 155 tiene la competencia en Educación. Ha asegurado que es necesario estudiar la decisión del TC y preparar una propuesta dentro de la legalidad. "Es positivo que el Ministerio se tome su tiempo para hacer las cosas como corresponde", ha reclamado.

El alto tribunal ha estimado parcialmente el recurso de la Generalitat de Cataluña y ha anulado por inconstitucionales algunos de los preceptos impugnados "por considerar que invaden competencias autonómicas en materia de educación". El Constitucional estima que el procedimiento que se diseña en la LOMCE excede los límites marcados por la doctrina constitucional, ya que permite a la Alta Inspección de Educación del Gobierno central una intervención directa "por sustitución" de los organismos autonómicos para decidir sobre la escolarización de los alumnos que quieran estudiar en castellano en centro privados y sobre su financiación.

Los magistrados han declarado inconstitucional la disposición por la cual correspondía al Gobierno establecer, "vía reglamento, las bases de la educación plurilingüe (impartición de asignaturas no lingüísticas en lenguas extranjeras) desde el segundo ciclo de Educación Infantil hasta Bachillerato, previa consulta a las comunidades autónomas". Y entiende que la ley en ningún momento razona en qué criterio legal se ampara el Gobierno para desarrollar dicho reglamento.

La ley fijaba que los alumnos que tuvieran que estudiar en un centro privado por no tener en su comunidad uno público o concertado donde recibir educación en castellano como lengua vehicular serían compensados por la Administración autónoma hasta un importe máximo equivalente al coste de una plaza en un centro público, que en la actualidad es de 6.057 euros al año.

Sí a las reválidas

La sentencia del TC aborda otros aspectos de la reforma educativa del PP, la LOMCE, en los que sí da la razón al ejecutivo. Es el caso de las conocidas como reválidas, las pruebas externas que el Gobierno fijó en ESO y Bachillerato. El tribunal declara "conformes a la Constitución" los preceptos para establecer estas evaluaciones, muy contestadas desde la comunidad educativa y por distintas comunidades autónomas, entre ellas Cataluña. Presentaron recursos los gobiernos  andaluz, vasco, canario, asturiano y catalán y el PSOE. El Gobierno de Rajoy las dejó en suspenso hace casi año y medio, en octubre de 2016 a la espera de alcanzar un Pacto de Estado por la Educación que está en negociación en el Congreso.

Independentistas y sindicatos aplauden la sentencia

ERC y el PDeCAT han aplaudido la decisión del Tribunal Constitucional (TC) de anular la medida para costear la enseñanza en castellano de los alumnos en Cataluña. En declaraciones a los periodistas en el Congreso, el portavoz parlamentario de ERC Joan Tardà ha asegurado que la medida que aprobó entonces el Gobierno "no se ajusta al sentir mayoritario de la ciudadanía catalana". "Le crecen los enanos al Gobierno, ya está bien que de vez en cuando sufran un poquito", ha afirmado Tardà.

Por su parte, el portavoz del PDeCAT en la Cámara baja, Carles Campuzano, ha celebrado "el sentido común" del TC porque, según ha dicho, "la Lomce invadía competencias y configuraba un sistema extraño ajeno al sistema educativo catalán".

"Con esta sentencia es muy evidente que el Gobierno tiene menos legitimidad para intentar romper la inmersión lingüística en Cataluña, que es un éxito", ha destacado Campuzano, quien ha defendido que el sistema catalán garantiza que todos los niños, al terminar la educación obligatoria, sepan las dos lenguas. El diputado del PDeCAT ha calificado la inmersión lingüística de "tesoro de la sociedad catalana" y ha esperado que el PP y Ciudadanos acaben con la idea de poner fin a este modelo.

“No es casualidad que salga hoy. Esta sentencia es un toque de atención al PP, para que no vaya por ese camino. El tema del plurilingüismo no se puede legislar desde Madrid”, ha apuntado Ramon Font, del sindicato Ustec, mayoritario en la escuela pública catalana, informa Jessica Mouzo. Para Font, además, este fallo del TC abre la puerta a una nueva interpretación de la ley en referencia a las sentencias del TSJC que obligaba a los centros a dar un 25% de clases en castellano. “La lectura que hacemos es que esta sentencia, de un tribunal de rango superior, deja tocadas a todas las otras sentencias y da margen para que se interprete la ley de otra forma a partir de ahora”, ha indicado.

El sindicato CC OO también ha valorado positivamente la sentencia y ha aprovechado para criticar la LOMCE. “El modelo lingüístico tiene que ser el mismo para todo el mindo y la LOMCE estaba promoviendo esto”, ha explicado Manel Pulido, de la Federación de Educación de CC OO en Cataluña. Por su parte, Maria Vinuesa, de la Asociación de Maestros Rosa Sensat, ha criticado que se polemice en torno al modelo lingüístico. “Tú tienes la obligación de darle a tu hijo lo mejor, pero lo tienes que hacer de forma ponderada. Tienes que ver si tu idea pasa por encima del interés general del niño”, ha advertido.

Más información