Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Fomento desvía su responsabilidad en el caos de la AP6 y abre expediente a la concesionaria

La oposición critica la falta de previsión del Gobierno y pide la comparecencia de De la Serna y Zoido

El Gobierno desvió la responsabilidad del caos creado en la AP-6 por el temporal de nieve hacia la concesionaria Iberpistas, a la que ha abierto un expediente informativo. La vía de peaje permaneció ayer hasta 18 horas cerrada y con miles de vehículos atrapados por el temporal. El ministro Íñigo de la Serna explicó a EL PAÍS que se trata de un expediente informativo para recabar toda la información, evaluarla y, si procede, llevar a cabo un procedimiento de sanción a la conesionaria, que, como la DGT, también descargó resposabilidades en los conductores.

Caos circulatorio por la nieve en la A-6. El País

Sobre quién debía asumir el caos que vivieron miles de personas atrapadas en esta vía durante toda la noche, el ministro indicó que, aunque el Estado es el propietario de la infraestructura, es a Iberpistas a quien corresponde la “responsabilidad de la gestión sobre la nevada” y es la que “tiene que tomar muchas de esas decisiones”, como cuándo cerrar el acceso, “y tener los medios” para afrontar una situación como la que se produjo.

Por su parte, la concesionaria Iberpistas (del grupo Autopistas, filial de Abertis) aseguró mediante un comunicado que puso en marcha el Plan Operativo de Vialidad Invernal a las 21 horas del 5 de enero “bajo la supervisión directa del Ministerio de Fomento y de la Dirección General de Tráfico (DGT)”, así como “en constante cooperación con Protección Civil, Cruz Roja y la Unidad Militar de Emergencias (UME)”. El ministro, sin embargo, aseguró ayer a este periódico que fue informado “a posteriori” de la situación y que el expediente determinará si hubo alguna acción de la concesionaria, que “es la que tiene que tomar las decisiones”, que no se ajusta al protocolo. Una portavoz de Iberpistas trasladó a EL PAÍS que el expediente informativo anunciado por De la Serna “es un procedimiento totalmente normal en estos casos”.

Tras apuntar hacia la concesionaria, el ministro mantuvo que en las vías de titularidad y gestión del Estado, “como la A-1” los problemas “se han ido resolviendo” sin llegar a la situación que de la AP-6. De la Serna achacó el problema a la gran cantidad de nieve caída después de que Iberpistas ya hubiese cortado el tráfico en la AP-6 y lo hubiese reabierto tras limpiar las vías obstruidas. “El problema ha surgido con la intensa nevada”, precisó. El ministerio, según De la Serna, envió ocho máquinas quitanieves a la AP-6, que se unieron en los trabajos “a las más de 30” de que dispone la concesionaria.

Respecto a la falta de información sobre la situación de la que se quejaron un buen número de afectados por el colapso de la autopista, el ministro defendió que la Dirección General de Tráfico ha estado suministrando desde los días previos los datos de que disponía en todo momento. El ministerio, insistió, “ha estado trabajando toda la noche en gabinete de crisis, pero es la concesionaria la que tiene que tomar decisiones”.

El ministro quiso destacar la “labor extraordinaria” realizada por la UME con más de 240 profesionales y un centenar de vehículos y desechó que hubiesen faltado medios para desatascar la autopista. “La situación era muy difícil para tener acceso. Las quitanieves no podían actuar por el bloqueo de algunos vehículos”, argumentó.

Rajoy pidió la dimisión de la ministra por una nevada

En 2009, Mariano Rajoy (que entonces era presidente del PP) solicitó la dimisión de la ministra de Fomento, Magdalena Álvarez, por una nevada que afectó principalmente a la Comunidad de Madrid y que provocó también retenciones y cortes durante horas.

"Es inaceptable que España tenga al frente de la responsabilidad en materia de Fomento, a una ministra como la que hay. Resulta simplemente inaceptable y pido su dimisión". Así se despachó el líder popular en el transcurso de un acto en apoyo del candidato gallego a la presidencia del Gobierno gallego, Alberto Núñez Feijóo.

Este domingo el ministro de Fomento ha alejado toda comparación de aquel episodio con la sitaución actual. Según Íñigo de la Serna, "nada tiene que ver una nevada con otra". El ministro ha señalado que en el año 2009 se registró una nevada "con muy poco espesor". "No ha sido un problema como el que ha ocurrido ayer[por el sábado] en la AP6 en los que no había posibilidad de movilizar muchos de los medios".

El director de la DGT, Gregorio Serrano, también salió ayer al paso de las críticas sobre la falta de información en una rueda de prensa. En su comparecencia, reiteró que todos los paneles situados en las carreteras han estado avisando desde el viernes del temporal, por lo que “se conocía con antelación y perfectamente la nevada que iba a caer”. En ese sentido, afirmó que los conductores atrapados en la AP-6 “o no se enteraron de estos avisos o no tomaron las precauciones necesarias”, puesto que muchos de los vehículos afectados “iban sin cadenas”, circunstancia que causó accidentes que contribuyeron al colapso de las vías.

“Medidas suficientes”

Serrano sostuvo que los medios disponibles para hacer frente al atasco fueron “más que suficientes para resolver la situación”. Fueron, incidió, “todas las medidas que una nevada excepcional permite tomar”. “No se ha escatimado en recursos, en horas ni en medios”, subrayó.

La concesionaria de la AP-6, por su parte, también puso el énfasis en la escasa equipación de muchos de los vehículos y en “unas condiciones meteorológicas sin precedentes”. La falta de equipación, según Iberpistas, causó que varios vehículos se detuvieran en la calzada “imposibilitando el trabajo de las máquinas quitanieves y bloqueando la vía”. A ello, añadió que la intensa nevada coincidió con la operación retorno de Reyes, lo que supuso “un incremento de tráfico superior al habitual”.

El portavoz del Gobierno, Íñigo Méndez de Vigo, apoyó la gestión del Ejecutivo en el temporal en un acto al que acudió en Caravaca de la Cruz (Murcia). Según declaró, el Gobierno estaba “poniendo todos los esfuerzos” para resolver la situación que provoca el temporal de nieve en las carreteras de España y pidió prudencia a los conductores antes de salir.

Méndez de Vigo quiso justificar la situación de caos creada en la AP-6 con la afirmación de que “las cosas suceden cuando las condiciones son extremas y adversas”.

La oposición critica la falta de previsión del Gobierno

El secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, subrayó que tanto el Ministerio de Fomento como la Dirección General de Tráfico (DGT) tendrán que dar “explicaciones” por la “absoluta falta de previsión” ante el temporal de nieve que afecta a la Península y que, según afirmó, ha provocado el “caos” en las carreteras españolas. “Muchas familias han pasado la noche atrapadas en la carretera y allí siguen a esta hora”, criticó en su cuenta de Twitter en la mañana de ayer, en referencia a los vehículos atrapados en la AP-6, que serían rescatados por la Unidad Militar de Emergencias (UME), tras pasar la noche bajo el temporal con sus ocupantes dentro.

El PSOE, en un comunicado del secretario de Transportes e Infraestructuras, Pedro Casares, criticó que “las nevadas de este fin de semana no han surgido de la nada”, puesto que “los servicios meteorológicos lo habían advertido a lo largo de toda la semana”. “Pero volvemos a toparnos con la ineptitud e irresponsabilidad del Ejecutivo”, subrayó.

El diputado de Podemos Íñigo Errejón arremetió contra el Gobierno también en un tuit, por “la falta de previsión”. Le sumó “la mala gestión del Gobierno del PP”, que “ha dejado esta noche a miles de personas atrapadas en la nieve en la AP-6”. “Para Rajoy es más fácil rescatar autopistas que personas en ellas”, añadió.

Más información