Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Se estrella un avión Eurofighter en la base aérea de Albacete tras participar en el desfile del 12 de octubre

El piloto, el capitán Borja Aybar, no pudo saltar del avión y falleció en el accidente

Restos de Eurofighter en la base militar de Los Llanos de Albacete, cerca del parque de la Pulgosa.

La Fiesta Nacional acabó en tragedia. El capitán Borja Aybar García, de 34 años, perdió la vida tras participar en el desfile del 12 de octubre. El Eurofighter que pilotaba se estrelló cuando se disponía a aterrizar en la base aérea de Los Llanos (Albacete), de regreso de la parada militar celebrada en Madrid. El presidente Rajoy y la ministra Cospedal abandonaron la recepción ofrecida por los Reyes en el Palacio Real para acudir a la base. Según el Ministerio de Defensa, el accidente se produjo “en la maniobra de aproximación para aterrizar”, por causas “de momento desconocidas”.

Testigos presenciales explicaron que los cuatro aviones llegaron a las inmediaciones de la base en formación, volando a baja altura, y se estaban abriendo en abanico cuando uno de los aparatos se precipitó súbitamente contra el suelo, produciéndose un gran explosión y una intensa humareda. Según fuentes militares, la maniobra de rotura se realiza habitualmente cuando un grupo de aviones llega a una aeropuerto en formación, con el objetivo de realizar la aproximación por separado para aterrizar de uno en uno.

Fotografía facilitada por el Ministerio de Defensa del capitán del Ejército del Aire Borja Aybar.
Fotografía facilitada por el Ministerio de Defensa del capitán del Ejército del Aire Borja Aybar. EFE

Las causas del accidente deberá determinarlas la Comisión de Investigación Técnica de Accidentes de Aeronaves Militares (CITAAM), que ya ha comenzado a trabajar, pero las condiciones meterorológicas eran buenas, el terreno llano y el piloto experimentado. Tampoco consta que este reportara ningún problema durante el vuelo ni que intentase eyectarse en paracaídas. Al volar a baja altura, probablemente no tuvo tiempo material para ello.

El avión era una de las 78 aeronaves que participaron en el desfile de Madrid, ocho de ellas Eurofighter: cuatro del Ala 14, con base en Los Llanos (Albacete); y otras cuatro del Ala 11, de Morón de la Frontera (Sevilla).

Mapa de localización del accidente del Eurofighter

Al contrario que los aviones de transporte y helicópteros, que se despliegan en bases próximas a Madrid (como Torrejón y Getafe) para participar en el desfile, los cazas vuelan directamente desde sus unidades de origen a las que regresan luego.

Cuatro siniestros del eurocaza en suelo español

Cuatro de los seis accidentes con siniestro total que han sufrido los Eurofighter en todo el mundo se han producido en España. El de ayer es el tercer caza de este modelo que pierde el Ejército del Aire, pero ya en agosto de 2002 se estrelló un prototipo, propiedad del fabricante, durante un vuelo de prueba en Belvis de la Jara (Toledo). Sus dos ocupantes salieron ilesos.

En agosto de 2010 un oficial de Arabia Saudí que realizaba un curso de instrucción en España perdió la vida al estrellarse un Eurofighter que acababa de despegar de la base de Morón (Sevilla). En junio de 2014, otro EF-2000 se estrelló cuando iba a aterrizar en Morón tras un vuelo rutinario, falleciendo el capitán Fernando Lluna Carrascosa.

Los cuatro Eurofighter de Los Llanos habían despegado en torno a las 10 de la mañana y se disponían a aterrizar cuando, a las 12.09, uno de ellos se estrelló en un paraje próximo a la base y a algunas urbanizaciones denominado La Pulgosa. El impacto provocó un incendio y una gran humareda. Hasta el lugar se desplazaron efectivos policiales, bomberos, una UVI y un helicóptero sanitario, que no pudieron salvar la vida del piloto.

Nacido en Puertollano (Ciudad Real) hace 34 años, el capitán Borja Aybar García ingreso en la Academia General del Aire en 2005 y pertenecía a la 61 promoción. Tenía 1.238 horas de vuelo, 1.189 de ellas en caza y 681 en Eurofighter. Casado y con un hijo de corta edad, ambos residían en la base, donde esperaban su regreso.

Tras saludar a los Reyes, el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, abandonaron precipitadamente la recepción celebrada en el Palacio Real por la Fiesta Nacional para dirigirse a Los Llanos. A su llegada a la base, Rajoy transmitió a la familia del fallecido su “solidaridad, afecto y cariño” en un momento “tan duro y difícil”, en nombre del Gobierno, “de la inmensa mayoría de los españoles y también del Ejército del Aire en un día tan bonito para todos como es la Fiesta Nacional” .

El Rey ha hablado por la tarde con la viuda del piloto fallecido y con el coronel de la base para trasladarles el pésame en nombre de todo el pueblo español, destacando "el valor y la entrega del capitán a las Fuerzas Armadas y a España".

El Eurofighter o EF2000 es la punta de lanza de la aviación española de combate. Fabricado por el consorcio Eurofighter (integrado por empresas de Reino Unido, Alemania, Italia y España), el Ejército del Aire encargó inicialmente 87 aparatos, pero el pedido se redujo finalmente a 72 al renunciarse a fabricar la denominada tranche 3B o la última tanda de dicho modelo.

Hasta el momento, España ha recibido algo más de 60 aviones, de los que tres se han perdido en accidente, estando previsto que las entregas se completen en 2018. El coste total del programa Eurofighter para España asciende a 10.630 millones de euros, por lo que cada aparato cuesta casi 150 millones.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, este jueves.

Más información