Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un incendio quema 1.400 hectáreas en Yeste y obliga a desalojar a 500 personas

El fuego está casi perimetrado y se espera que quede estabilizado a lo largo de la noche o mañana si no cambian las condiciones meteorológicas

incendio yeste
El presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, visita el puesto de mando del incendio de Yeste. EFE

El incendio desatado el pasado jueves en el municipio de Yeste (Albacete), en la Sierra del Segura, ha quemado ya 1.400 hectáreas, en su mayoría cubiertas por pinares. Los bomberos lo han perimetrado casi en su totalidad y esperan que quede estabilizado a lo largo de esta noche o mañana si no cambian las condiciones meteorológicas.

Según informa en una nota de prensa el Gobierno de Castilla-La Mancha, los trabajos han permitido que el incendio esté casi perimetrado, después de que esta mañana el operativo haya conseguido establecer una línea de defensa en un 67% de su perímetro, aunque sigue sin darse por controlado. Desde que se inició el jueves por la mañana, se calcula que ha afectado a unas 1.400 hectáreas de terreno, de las que unas 700 se encuentran dentro del Parque Natural del Calar del Río Mundo y la Sima, ha explicado el consejero de Agricultura, Medio Ambiente y Desarrollo Rural, Francisco Martínez Arroyo.

Ha añadido que toda la superficie del parque natural afectada es de pinar, ya que no se han quemado especies de alto valor ecológico que alberga este enclave natural de 19.192 hectáreas, situado entre las sierras de Alcaraz y Segura, en el suroeste de la provincia de Albacete. El Gobierno de Castilla-La Mancha ha apuntado que esta tarde se han intensificado las labores en una zona de collado más activa, donde ha entrado maquinaria pesada y se prosigue actuando en el resto del perímetro.

Las temperaturas extremas y la humedad relativa baja, unidas a la topografía de la zona, han dificultado la labor de los profesionales del Servicio Operativo de Extinción de Incendios de Castilla-La Mancha (Infocam) y el resto de medios del Estado, Andalucía y Murcia que trabajan de manera coordinada para intentar perimetrar por completo el incendio

A última hora de la tarde trabajaban en la zona 18 medios aéreos, 43 terrestres y tres medios de dirección y coordinación, con un total de 332 personas. "Al ocaso, los medios aéreos se han retirado y prosiguen las tareas de extinción con medios terrestres durante toda la noche", informa en Twitter el Gobierno de Castilla-La Mancha.

Martínez Arroyo ha indicado que si no hay cambios meteorológicos, la previsión es que a lo largo de esta noche o mañana el incendio quede estabilizado. El consejero ha agradecido la labor que están realizado los profesionales de la extinción de incendios, que "están ayudándonos a todos a luchar contra este incendio". Entre los medios que trabajan en la zona se encuentra la Unidad Militar de Emergencias (UME), que inicialmente envió ayer 111 militares del Batallón 1 que actúa en Castilla-La Mancha y del Batallón que lo hace en Valencia y en la zona levantina, según ha informado a Efe el delegado del Gobierno en Castilla-La Mancha, José Julián Gregorio.

La UME incrementará hasta 250 profesionales el dispositivo de este cuerpo desplegado en el incendio, según ha indicado en su cuenta de Twitter el ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido. También está trabajando en las labores de extinción la Brigada de Refuerzos de Incendios Forestales (BRIF) con base en Prado de los Esquiladores (Cuenca), bomberos del servicio contra incendios de Albacete (SEPEI), agentes medioambientales.

Hay también varios medios aéreos enviados por el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente, entre ellos tres aviones anfibio tipo Canadair de 5.500 litros de capacidad de descarga, a los que se ha unido hoy otra aeronave de estas características de la UME.

Por otra parte, continúan albergadas en los municipios de Yeste, Molinicos y Elche de la Sierra 137 de las 300 personas que fueron evacuadas ayer y anteayer de una decena de pedanías de Yeste y de Molinicos, de un cámping y de un campamento de niños, ha señalado el consejero de Agricultura y Medio Ambiente de Castilla-La Mancha.

Martínez Arroyo ha dicho que, probablemente, y "si todo va bien", no será necesario evacuar a más personas, aunque ha añadido que "si hubiera que hacerlo, sería la decisión que tomaríamos con mayor celeridad, porque lo más importante en este caso es garantizar la vida y la seguridad de las personas". En este sentido, ha agradecido también la labor de los voluntarios de Protección Civil y de Cruz Roja.

Más información