Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Unidos Podemos se abstiene en el pacto de Estado contra la violencia machista

La Comisión de Igualdad ha avalado el pacto con 29 votos a favor y siete abstenciones de Podemos

Javier Maroto, Pilar Cancela y  Sara Cieira  durante la reunión de la Comision de Igualdad sobre pacto Violencia Género.
Javier Maroto, Pilar Cancela y Sara Cieira durante la reunión de la Comision de Igualdad sobre pacto Violencia Género. EFE

La Comisión de Igualdad del Congreso de los Diputados ha ratificado este viernes el pacto histórico contra la violencia de género, pero no se ha logrado el apoyo unánime que sí había conseguido el dictámen de la subcomisión que ha trabajado durante seis meses para lograr consenso. Todos los grupos han respaldado el acuerdo -que contiene 200 medidas y un compromiso presupuestario de 1.000 millones de euros en cinco años-, con 29 votos a favor, excepto Unidos Podemos, cuyos siete diputados se han abstenido. Además del pacto, los diputados han incorporado algunas medidas mediante votos particulares que no habían obtenido consenso en la subcomisión, como que las mujeres menores de edad no necesiten el consentimiento paterno para abortar en caso de violencia de género y otras situaciones de vulnerabilidad.

Sofía Castañón, de Podemos, explica que su grupo no ha dado el al acuerdo por "coherencia". Unidos Podemos había presentado un voto particular a la totalidad del pacto, que ha sido rechazado. "En la subcomisión ratificamos las conclusiones de los trabajos y por supuesto no íbamos a impedir que algo que sí supone avances no saliera como algo de consenso y por unanimidad", asegura. "Nosotras pensamos que este pacto aporta cosas pero no son suficientes y seguiremos trabajando para que nuestros votos particulares logren el respaldo del Pleno", dice la diputada.

Para Unidos Podemos no apoyar este pacto no implica bajarse de un momento histórico, asegura Castañón. "Es dejar claro que todas las violencias contra las mujeres tienen que estar representadas en este marco para superar el marco de 2004", explica. Uno de los puntos que mayor debate generó durante en la subcomisión fue la ampliación de la concepción de violencia de género a todos los tipos de abusos contra las mujeres, más allá del ámbito de la pareja. Ciudadanos, Compromís y Unidos Podemos defendendían la elaboración de una ley marco que las recoja todas, más allá de la modificación de la Ley Integral contra la Violencia de Genero, que se limita al ámbito sentimental. PSOE vetó la propuesta porque considera que desde un punto de vista legislativo una macroley no tendría sentido. Unidos Podemos también justifica su abstención en que el pacto carece de un compromiso económico "tangible" y un calendario que garanticen su ejecución.

Derecho a abortar sin consentimiento de las menores

El PSOE ha logrado -con 18 votos a favor, 17 en contra y dos abstenciones- que se acuerde modificar la ley del aborto para que las menores de 18 años víctimas de violencia de género o intrafamiliar no necesiten el consentimiento paterno para terminar su embarazo. Ángeles Álvarez, diputada de PSOE, afirma que este resultado "ha puesto en evidencia que hay mayoría en el Congreso para eliminar la contrarreforma de la ley del aborto del Partido Popular". "Políticamente es muy relevante que haya mayoría en temas importantes como el del aborto", añade la diputada de Compromís Marta Sorlí. Esta medida será también extensiva a las menores en desarraigo, desamparo y otras circunstancias que las hagan vulnerables.

Los grupos parlamentarios presentaron este jueves 56 votos particulares -uno de Ciudadanos, uno de Compromís, 20 de PSOE y 34 de Unidos Podemos- con los que intentaron recuperar cuestiones que habían quedado fuera del pacto por falta de consenso. Tras la votación de los miembros de la Comisión se han incorporado al documento del pacto 12 de los votos y uno acordado por todos que para incluir tanto el término "diversidad funcional" como el de "discapacidad".

Los grupos han aprobado también que se legisle contra la violencia patrimonial, relacionada entre otros, con el incumplimiento de abonar la pensión alimenticia.

La Comisión ha aprobado un solo voto del grupo confederal de Unidos Podemos-En Comú Podem-En Marea, el que pedía una completa incorporación en los textos legislativos de todos los tipos de proxenetismo en concordancia con el Convenio 1949 de Naciones Unidas. De los ocho presentados por Compromís han prosperado cinco, entre ellos uno que pedía prohibir los anuncios de prostitución en los medios de comunicación, aunque se ha rechazado el que pedía abolir la prostitución.

El acuerdo deberá ser ratificado por el pleno del Congreso cuando se reanuden las sesiones en en septiembre. El Gobierno dispondrá de dos meses para sentarse con las administraciones locales y autonómicas para poner en marcha las medidas acordadas y otros cuatro meses para comenzar con las reformas legislativas previstas en el pacto.

Pacto "histórico"

Sorlí afirma que entiende pero no comparte la abstención de Podemos: "Su enmienda a la totalidad le daba perspectiva feminista y nos parecía positiva, pero estamos convencidos que el pacto tenía que salir adelante porque es un hito histórico".  "Es cierto que es un pacto muy de mínimos, que le falta perspectiva feminista y abordar la violencia de género en su totalidad, pero entendemos que es un primer paso para avanzar".

"Esto es algo histórico; nunca se había llegado a un pacto de Estado de lucha contra la violencia machista y eso hay que destacarlo", coincide Patricia Reyes, de Ciudadanos. La abstención de Podemos sorprende a esta diputada, que lo considera "una irresponsabilidad" porque en su opinión, "puede desvalorizar el pacto". "El mensaje que tenemos que transmitir a las mujeres que sufren violencia es claro: la unidad de todos los partidos para ayudarlas a salir del sufrimiento en el que viven inmersas".

Ángeles Álvarez cree que "Podemos se equivoca si va a un pacto con la premisa de que si no sale todo lo que ellos llevan, se van".

Más información