Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE de Andalucía no incluye la idea plurinacional

El congreso regional de este fin de semana vuelve a reinvindicar la Declaración de Granada

Susana Díaz, en un acto el pasado martes.
Susana Díaz, en un acto el pasado martes. EFE

El mar de fondo del debate territorial y el modelo de Estado estará presente en el congreso que el PSOE andaluz celebra este fin de semana y que pretende ser una exhibición de fuerza de los afines a Susana Díaz frente a los fieles al secretario general federal, Pedro Sánchez, que estarán representados solo por una treintena de los casi 500 delegados. El PSOE andaluz aprobará, dentro de la propuesta marco, una resolución que es un aviso: “A nadie extraña que nuestra voz deba ser tenida en cuenta en el conjunto de nuestro partido federal”.

El PSOE de Susana Díaz mantiene su posición en el debate territorial con la defensa del marco aprobado hace cuatro años en Granada (que fijó la vía de la reforma constitucional para ahondar en la definición de una España federal) y no quiere que este quede fuera de la discusión sobre el modelo de Estado, una de las prioridades y obsesiones de quien será reelegida este fin de semana como secretaria general de los socialistas andaluces.

De esta forma, su partido en Andalucía reclama que sea tenido en cuenta y se lo dirá a Sánchez a través de una resolución que será aprobada en el congreso andaluz.

“Somos conscientes de la responsabilidad que tenemos como federación socialista más numerosa en España y por ser el partido socialista europeo con más tradición de gobierno de las últimas décadas. A nadie extraña que nuestra voz deba ser tenida en cuenta en el conjunto de nuestro partido federal, sobre todo cuando hemos sido el principal gobierno autonómico socialista ante una mayoría arrolladora del Partido Popular en el Gobierno de España”, recoge el escrito.

Esta resolución acompaña a otras en las que el PSOE andaluz insiste en su modelo de federalismo cooperativo frente al plurinacional que defiende Sánchez. De hecho, este calificativo no aparece en ninguna de las resoluciones. Fuentes de los socialistas andaluces aseguran que esta ausencia del término en las propuestas que se aprobarán en el congreso no es un desafío, sino que se da por acordado en el marco federal y, por tanto, asumido por todo el partido sin tener que ser ratificado en cada territorio.

“No aparece porque es algo que ya se aprobó en el congreso federal y todos los socialistas lo asumimos. El congreso andaluz no tiene por qué ratificar ese término. Sería improcedente. Además, la plurinacionalidad es un término que ni siquiera está desarrollado. ¿Sobre cuántas nacionalidades? Es un debate ficticio en el que el congreso andaluz no tiene que entrar. Por el contrario, vamos a reivindicar el espíritu del 28 de febrero, cuando los andaluces reclamaron libertad e igualdad para todos", afirman fuentes de la dirección socialista.

“Federalista”

 El PSOE andaluz se proclamará en este congreso “federalista” y defenderá un modelo de organización territorial en sintonía con el establecido en la Declaración de Granada. Esta fórmula, según los socialistas andaluces, pasa por una organización territorial “cooperativa” que garantice la igualdad de todos los españoles y que “respete las singularidades” de las autonomías.

“Ese es el último punto de acuerdo y de consenso. Incluso Pedro Sanchez lo reconoce”, asegura un responsable socialista quien dice que quiere un debate de futuro “frente a quienes quieren un congreso de regional preferente”.

El exsecretario de Organización de la gestora y portavoz parlamentario del PSOE andaluz, Mario Jiménez, señaló el miércoles que cuestiones como “la redefinición del Estado de las autonomías y su evolución hacia un Estado federal requieren de un diálogo muy intenso entre la dirección federal del PSOE y las de las distintas federaciones socialistas en cada uno de los territorios”.

De esta forma, Jiménez resumió la demanda andaluza de ser oída en un debate territorial que Sánchez debe “ahormar y definir con claridad”

Jiménez también defendió la Declaración de Granada como resultado del consenso tras más de seis meses de diálogo entre la dirección del partido, entonces dirigido por Alfredo Pérez Rubalcaba, y las direcciones de las federaciones".

El PSOE de Díaz afirma que su modelo federal aporta “las mejores soluciones para reconocer, respetar e integrar las distintas identidades que conviven en España”. Pero siempre con el horizonte de un país “cohesionado” y “solidario”. “Debe ser el modelo definitivo de nuestra organización territorial”, defiende el partido.

El PSOE andaluz tiene “meridianamente claro” que el modelo futuro debe asegurar la igualdad de los territorios y para ello, según sus dirigentes, Andalucía es la garantía.

Pedro Sánchez acudirá a la clausura del congreso andaluz el próximo domingo, cuando Díaz será reelegida y en su primer encuentro público tras las primarias.

Guerra, fuera de la Fundación Pablo Iglesias

Alfonso Guerra, ex vicesecretario general del PSOE, ha dicho no a Pedro Sánchez. El secretario general de los socialistas mantuvo ayer una reunión en su despacho con el exvicepresidente del Gobierno en la que trató de convencerle de que aceptara pasar de ser presidente de la Fundación Pablo Iglesias a presidente de honor. No sirvió que le ofreciera cometidos más allá de la mera representación.

La actual dirección del PSOE ya preveía el rechazo de Guerra a esa propuesta. Le relevará en el cargo el secretario de Formación y Programas del partido, José Félix Tezanos, estrechísimo colaborador de Guerra durante años y con el que aún comparten tarea en la revista Temas.

Más información