Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno achaca a Bruselas el incumplimiento de las cuotas de refugiados

España solo ha recibido al 7,5% de los asilados que pactó hace dos años con la UE

Un grupo de refugiados llegados a Madrid, el pasado junio.

El Gobierno ya ha abierto la puerta al incumplimiento de su promesa de acoger, antes de septiembre, a 17.337 refugiados a través de los programas de reubicación y reasentamiento pactados en Bruselas. El Ejecutivo asegura que la UE reducirá en casi dos tercios el número asignado a España y, además, achaca la falta de llegada de asilados —en cerca de dos años solo recibió al 7,5% de los comprometidos— a las "limitaciones" del sistema diseñado por los Veintiocho.

Casi dos años después de firmar el acuerdo en Bruselas y a falta de 87 días para que acabe el plazo, el Gobierno atribuye al plan trazado por la UE una serie de "dificultades" que "ralentizan" los trámites y "alargan los plazos de ejecución" del programa de reubicación. En primer lugar, en una respuesta parlamentaria a Podemos, el Ejecutivo se queja de que sus misiones desplazadas a Grecia e Italia no pueden trabajar sobre el terreno con los potenciales refugiados a trasladar a España, pese a que la Comisión sí lo "preveía" en sus acuerdos.

"De facto, no se está permitiendo. La intervención directa se lleva a cabo por las autoridades nacionales griegas e italianas, junto con la EASO (Oficina Europea de Apoyo al Asilo) y Frontex (Agencia Europea para la Gestión de las Fronteras)", argumenta el equipo de Rajoy, que solo ha recibido a 1.488 asilados de los 17.337 pactados. El Gobierno se excusa en que el "novedoso" mecanismo de reubicación diseñado por Bruselas se ha topado con las "las capacidades limitadas de gestión" de los países receptores y asegura que el hecho de que la UE defina las nacionalidades reubicables "reduce el número de personas que pueden ser acogidas".

Ideas para un ministro

Un miembro de Ofam Intermón, este martes, ante el Ministerio del Interior.
Un miembro de Ofam Intermón, este martes, ante el Ministerio del Interior. EP

Miembros de Intermon Oxfam se han plantado este martes ante la puerta de Interior, tras intentar sin éxito durante semanas reunirse con Zoido, para presentar al ministro seis propuestas para cumplir con la cuota de refugiados comprometida: destinar más recursos a la oficina de asilo; trasladar más expertos a Grecia e Italia; crear un modelo de asilo más descentralizado y coordinado con las entidades locales; y abrir el progama de reasentamiento con Jordania, entre otras.

Unas explicaciones que marcan la línea seguida por el responsable de Interior, Juan Ignacio Zoido, que aseguró el pasado lunes que el Ejecutivo prevé que la UE rebaje "ostensiblemente" la cifra de refugiados a acoger antes de septiembre. Según afirmó el ministro en una entrevista con Efe, Bruselas rebajará la cuota a 7.000 asilados. "No porque España la haya bajado, sino porque la ha bajado la UE", insistió.

"Esto es una nueva excusa del Gobierno para incumplir", apunta UGT. "No sabemos de dónde saca Zoido que la UE rebajará la cifra", afirma la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), que insiste en que el Gobierno busca eludir sus acuerdos. "Parece que se pretende que llegue una rebaja de las cuotas", añade Cesar Santamaría, portavoz de Oxfam Intermón, que remacha: "Creemos que el compromiso es legalmente vinculante y habrá que explorar todas las vías, incluidas las judiciales, si no se cumple".

Pese al lento ritmo de llegada de asilados desde 2015, el Gobierno aseguró siempre que cumpliría su promesa. Pero España solo ha recibido a 418 de los 1.499 refugiados que debía reasentar antes del 20 de junio desde países externos de la UE. Y, de los 15.888 que debe reubicar desde Italia y Grecia antes del 26 de septiembre, solo han aterrizado 1.070.