Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Podemos busca el cierre de filas de sus diputados autonómicos

La relación entre la dirección y los responsables de Andalucía y Euskadi es delicada

Podemos ha convocado este domingo en Madrid una reunión interparlamentaria para cerrar filas con los diputados autonómicos de la formación, coordinar el mensaje y buscar unidad en la recta final de la precampaña del 20-D. Este encuentro se celebra tras unas semanas muy delicadas para las relaciones entre la dirección estatal del partido y corrientes críticas de algunas comunidades, sobre todo Andalucía y Euskadi.

El líder y la cúpula del País Vasco dimitieron a principios de noviembre por discrepancias sobre el método de confección de las listas. En Andalucía, las protestas de sectores de las bases en al menos cinco provincias —Sevilla, Almería, Córdoba, Málaga y Jaén— tienen el mismo origen. Si Juantxo López de Uralde, portavoz de Equo y número uno de la candidatura de Podemos por Álava, da por zanjada la crisis en su comunidad, el escenario andaluz presenta equilibrios más complejos por el peso de su líder autonómica, Teresa Rodríguez.

Todos los principales dirigentes, incluidos los críticos, acordaron dejar de un lado las diferencias para remar junto al menos hasta las elecciones generales, pero el malestar creado entre las bases por algunas listas reabrió los debates. Podemos busca, por tanto, unidad y necesita que cargos públicos en los distintos territorios se empleen en la campaña electoral.

Carmena-Gabilondo

El partido cuenta con tener sus principales caladeros de votos en la Comunidad de Madrid, en Andalucía y en Aragón, además de las autonomías en las que concurre en coalición, como Cataluña o la Comunidad Valenciana, donde está previsto el cierre de campaña el 18 de diciembre. Además, se centrará especialmente en las grandes áreas urbanas. En Madrid habrá una especie de circuito paralelo.

En la capital, Podemos hizo un detallado trabajo de campo para localizar los barrios de los 232.000 electores que, según los resultados de las elecciones autonómicas y municipales del 24 de mayo, dieron la alcaldía a Manuela Carmena y votaron al candidato socialista, Ángel Gabilondo, para la Comunidad. A ese sector de ciudadanos progresistas que, sin ser abiertamente simpatizantes de Podemos, podrían llegar a apoyar a la formación emergente se dirige una parte de su campaña, que se desplegará en sus barrios y cerca de sus mesas electorales.