Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los refugiados responden al ministro de Interior: “No somos goteras”

El PSOE califica de "lamentable" la actitud del Gobierno en las negociaciones en Bruselas

Un niño afgano refugiado se baña bajo una fuente en un campamento improvisado en un parque en Atenas (Grecia), este martes.

Las palabras del ministro de Interior, que comparó este lunes los programas de reubicación de refugiados que se negocian en Bruselas como una casa "con muchas goteras que inundan distintas habitaciones", han obtenido respuesta apenas 24 horas después. Medio centenar de personas se ha concentrado este martes en Madrid, a las puertas de la Secretaría de Inmigración, para denunciar cómo el Gobierno incumple con las leyes que obligan a España a "dar una acogida digna" a los solicitantes de asilo y cómo el PP "ha sometido todos los derechos humanos a la política de control de fronteras". "No somos goteras", han gritado los manifestantes.

El equipo de Mariano Rajoy ofreció el lunes acoger a solo 1.300 de los refugiados llegados a Italia y Grecia, menos de una tercera parte de los que le pedía la UE. "No existe ese efecto llamada del que habla el ministro, sino el efecto huida [de las guerras]. Es falso que las cifras propuestas por la UE sean un problema", le ha reprochado Patricia Fernández, abogada de la Coordinadora de Barrios, la ONG que ha convocado la concentración. "La postura de España es una muestra clara de la falta de voluntad para hacer frente a la emergencia humanitaria que viven miles de personas y que tienen en Europa su última esperanza para salvar su vida", ha añadido Estrella Galán, secretaria general de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (CEAR), que ha acusado al Gobierno de "regatear" para no asumir responsabilidades.

España solo recibió en 2014 un 0,9% de las solicitudes de asilo de toda la UE. Y en los últimos 14 años apenas suma 72.215 peticiones, casi una tercera parte de todas las gestionadas por Alemania solo en 2014 (202.645). "Más de 60 millones de personas buscan asilo y protección en el mundo tras haber huido de sus casas. De ellas, tan solo 626.00 llegaron a Europa. Y menos de 7.000 a España", ha recordado otro de los portavoces de la Coordinadora de Barrios, que han querido desmontar el argumento de Fernández Díaz de que el país no puede asumir las cuotas propuestas por Bruselas.

Parte de los concentrados este martes ante la Secretaría de Inmigración de Madrid.
Parte de los concentrados este martes ante la Secretaría de Inmigración de Madrid.

"Los recursos destinados a la atención de este colectivo no se han incrementado de forma proporcional al aumento de las solicitudes en los últimos años, creando situaciones de indigencia", ha subrayado Acnur, la agencia de la ONU para refugiados. Una batería de reproches al Ejecutivo que también se repite entre los principales grupos de la oposición. El secretario general de los socialistas, Pedro Sánchez, ha calificado de "lamentable" la postura que Fernández Díaz está manteniendo en las negociaciones comunitarias.

"El ministro, desde una posición insolidaria e irresponsable, se ha centrado en las cifras. Dice que 4.000 refugiados en dos años son muchos. Pero se le olvida recalcar que España es un país de tránsito, que tiene capacidad para asumirlos", añade Eva Matarín, secretaria de Inmigración del PSOE, que ha recordado que las naciones en vías de desarrollo acogen al 86% de los refugiados. En esa tesis ha ahondado Podemos: "Afrontar una crisis humanitaria sin precedentes no debe convertirse en un mercadeo de cifras".

Más información