Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los propietarios de Garoña niegan que la central nuclear sea insegura

Las eléctricas Endesa e Iberdrola defienden la fiabilidad de las instalaciones de Burgos

Los ecologistas aplauden que la mayoría de la oposición apueste por impedir la reapertura

Central nuclear ubicada en Santa María de Garoña, en Burgos
Central nuclear ubicada en Santa María de Garoña, en Burgos

Nuclenor —empresa de Endesa e Iberdrola— ha defendido este viernes la fiabilidad de la central burgalesa de Garoña: las "pruebas de resistencia" demuestran "que los márgenes de seguridad" son "superiores a los requeridos en sus bases de diseño y están al mismo nivel que el resto de las instalaciones españolas y europeas".

Nuclenor, que gestiona Garoña y aspira a reabrirla con el apoyo del Gobierno central, ha reaccionado así al compromiso alcanzado el jueves por todos los partidos de la oposición —salvo CiU y UPyD— para impedir que las instalaciones nucleares reinicien su actividad tras dos años parada. En la declaración firmada por los grupos se afirma que la central "presenta graves déficits de seguridad".

Sin embargo, según los propietarios de las instalaciones, "la vasija del reactor y los elementos más importantes" disponen de "márgenes de seguridad suficientes para operar más allá de los 60 años". El Gobierno aspira a prorrogar la vida útil de las centrales, precisamente, hasta los 60 años, lo que permitiría reabrir Garoña. La propietaria argumenta que EE UU ha permitido que 73 reactores prolonguen su actividad hasta las seis décadas. 

Nuclenor ha recordado también que la planta, cuando está en funcionamiento, da empleo a más de 1.600 personas, entre puestos directos e indirectos. La empresa también recalcó que las instalaciones generan al año una "actividad económica" de 279 millones y que tiene una "repercusión fiscal del orden de 75". 

En el lado opuesto se han situado los principales grupos ecologistas, que han aplaudido "el amplio consenso parlamentario" en contra de la reapertura. Amigos de La Tierra, Ecologistas en Acción, Greenpeace, SEO/ BirdLife y WWF han pedido a los grupos "que se mantengan firmes y en oposición activa". Además han reclamado que los partidos "se dirijan directamente a Iberdrola y Endesa" para que renuncien "a la ampliación de la vida operativa de esta obsoleta y peligrosa central nuclear".

Más información