Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE tiende la mano a Podemos

Ábalos se muestra dispuesto a “construir mayorías alternativas” para hacer reformas y “desmontar políticas injustas”

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, y el portavoz del PSOE, José Luis Ábalos, se estrechan la mano durante la segunda jornada del debate de la moción de censura.

El PSOE recoge el guante que le ha lanzado Podemos para tener algún tipo de colaboración política, pero no solo con ellos. “Estamos dispuestos a construir mayorías alternativas en esta Cámara para desmontar las políticas injustas del PP y para sacar adelante las reformas justas que reclama la sociedad española”. Esta es la respuesta que el portavoz del grupo socialista, José Luis Ábalos, ha dado al líder de Podemos, Pablo Iglesias, quien le ha pedido que “este mismo verano" empiecen a trabajar para presentar una moción de censura más pronto que tarde” y conseguir “una mayoría alternativa”. Ábalos alternó los reproches a Iglesias por la forma de presentar esta moción, sin consultar con nadie previamente, junto a la oportunidad perdida de no haber aceptado un gobierno del PSOE y de Ciudadanos, con la expectativa de colaboración al compartir buena parte del diagnóstico de la situación en España y de algunas de las medidas que se pueden tomar.

“Compartimos diagnóstico, y a lo mejor en las propuestas no discrepamos tanto”. Con esta apreciación el portavoz provisional del grupo socialista, José Luis Ábalos deja la puerta abierta a colaborar con Podemos. “Los socialistas somos los primeros en valorar la necesidad de censurar a este Gobierno”, ha señalado, y para ello su grupo está en disposición de “construir alternativas” para sacar adelante las reformas que reclama la sociedad española”. Y ha sentenciado: “Ahí nos encontraremos siempre”. Pablo Iglesias le ha urgido a no perder tiempo y a empezar cuanto antes a trabajar por esa alternativa que pudiera traducirse en una moción de censura. Ábalos no ha respondido concretamente a la oferta de moción de censura pero sí de medidas legislativas.

El alcance de la mayoría alternativa que quiere formar Iglesias y a la que está dispuesto Ábalos está por definir aunque Podemos excluye a Ciudadanos. El representante socialista, sin embargo, ha dado esta respuesta: “Sabemos que Ciudadanos no está a la izquierda, pero hay momentos en la política que hay que sumar, abrir escenarios, sobre todo cuando se trata de regenerar, tenemos que entendernos”. En este contexto ha narrado su peripecia personal.” Yo defendí los pactos de La Moncloa en las calles, como militante del Partido Comunista y abrimos la mejor página de la Historia de España”. El documento de acuerdos entre Ciudadanos y el PSOE para la fallida investidura de Pedro Sánchez, ha sido exhibido por Ábalos para citar expresamente las coincidencias con las medidas que ayer defendió Iglesias en su propuesta de acción de gobierno. La primera medida para acordar que le pide Ábalos es relativa al cambio de la ley sobre RTVE.

Sí quedó claro por parte de Iglesias que no quería discutir ni polemizar en exceso con el PSOE por lo que no ha entrado a responder esas consideraciones de abrir el abanico de posibilidades de acuerdo con distintas fuerzas políticas. Se ha quedado con lo que les une y ha incidido en el “diagnóstico social e institucional” que ambos hacen sobre la situación de España. “Con todo lo que compartimos se puede imaginar un tipo de entendimiento bueno para todos”. Aunque ha evitado la discrepancia Pablo Iglesias ha hecho notar sus diferencias, fundamentalmente la solución al encaje territorial de Cataluña. El líder de Podemos defendió ayer en su propuesta un referéndum pactado en Cataluña y el reconocimiento constitucional de la “plurinacionalidad” de España, y hoy ha reprochado Ábalos que su discurso en la tribuna, a su juicio, se haya quedado corto. “No va a gustar a sus electores en Cataluña”, le ha dicho a Ábalos. “No den pasos atrás con Cataluña”, les ha pedido. El líder de Podemos ha hecho referencia “a las presiones” que el PSOE recibió para no llegar a acuerdos de gobierno con ellos y ha citado a EL PAÍS al pedir a Ábalos que “desconfíe de ese periódico que les trata tan mal”. No ha respondido el portavoz socialista a ello pero sí le ha preguntado a Iglesias si él no recibió presiones en ese tiempo en el que se discutían apoyos para formar gobierno. “Lo relevante no es recibir presiones sino no sucumbir a ellas”.

El mensaje que dejan es el del posible entendimiento por lo que no se han respondido mutuamente a las partes discrepantes. Ábalos ha leído un documento interno del partido de Iglesias en el que se muestra todo tipo de prevenciones con el PSOE tras la victoria de Pedro Sánchez por lo que ha dudado de la “intencionalidad” de esta moción respecto a que en realidad fuera destinada a los socialistas. “Usted con esta moción va a fortalecer al que quiere censurar y no es verdad que nos estemos jugando que se vaya o no el señor Rajoy, no es verdad”. Después de hacer un extenso alegato contra Rajoy y contra el PP ha anunciado la abstención al no poder votar esa moción de la que discrepan. “Abstenerse a veces no es tan grave”.

Más información