Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno justifica el coste del consulado más caro de España porque recauda mucho con los visados

Exteriores paga 135.000 euros al mes por la sede de Moscú, el doble que por la de Nueva York

Alfonso Dastis, ministro de Exteriores, en el Congreso de los Diputados.
Alfonso Dastis, ministro de Exteriores, en el Congreso de los Diputados.

A la hora de justificar los 135.000 euros que el Ministerio de Asuntos Exteriores paga cada mes por el Consulado español en Moscú, el más caro de la Administración, el Gobierno echa mano de un argumento monetario: la "elevada" recaudación que esta sede obtiene a través de los visados. Así lo manifiesta el Ejecutivo en una respuesta parlamentaria, donde expone que esta oficina ingresó 17 millones de euros en 2016 —16,4 millones en tasas de visados y 500.000 euros por otras actuaciones, como compulsas—. "Una cifra que cubre, en mucho, el gasto del arrendamiento", subraya el equipo de Mariano Rajoy (PP).

Esta contestación del Gobierno se produce después de que Fernando Maura (Ciudadanos) denunciara en el Parlamento la "exorbitada cuantía". "Que doblaría el alquiler de otros consulados españoles", apuntó el diputado. Según los datos publicados por la revista Tiempo, facilitados por el Ministerio a través del Portal de la Transparencia, el coste mensual del consulado de Moscú duplica al de los siguientes en la lista: Nueva York (69.889 euros) y Ginebra (55.013 euros). Por el de San Petersburgo se paga 13.470 euros al mes.  "Aunque el importe [de 135.000 euros] puede parecer elevado, se ha conseguido reducir un 50% respecto del negociado anteriormente", matiza el Gobierno que añade que a esta cifra "hay que deducir el reembolso posterior del 18% de IVA".

El Ejecutivo de Rajoy también apunta, en su respuesta, al "alto volumen" de trabajo que soporta esta oficina consular, con una superficie de 1.800 metros cuadrados y más de 100 trabajadores. La sede de Moscú expidió en 2016 cerca de 430.000 visados, según el Gobierno, que añade: "Por ello, la importancia del espacio para gestionar los altos volúmenes de visados, lo que redunda en la promoción de nuestro turismo y de nuestra competitividad comercial en un mercado como el ruso, muy exigente, en el que los competidores europeos, africanos y asiáticos están haciendo un gran esfuerzo para estar cada vez más presentes".