Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los fiscales reclaman a los partidos autonomía financiera para combatir la corrupción

Transparencia Internacional se cita con Maza y envía la propuesta a las formaciones

José Manuel Maza, en una imagen de archivo. Ampliar foto
José Manuel Maza, en una imagen de archivo.

Transparencia Internacional (TI) y las asociaciones de fiscales se han unido para reclamar a los partidos que garanticen la independencia presupuestaria del Ministerio Fiscal para combatir la corrupción. Aunque el Estatuto orgánico de estos profesionales estableció en 2007 su autonomía financiera, nada ha cambiado en los 10 años transcurridos desde entonces: los fiscales siguen dependiendo para cualquier gasto del Ministerio de Justicia, y por lo tanto del Gobierno. En consecuencia, José Manuel Maza, fiscal general del Estado, ha pedido este viernes más autonomía tras reunirse con José Ugaz, presidente de TI, y Jesús Lizcano, presidente de TI en España, que han denunciado el "inadmisible nivel de corrupción en España". Además, los representantes del organismo han entregado a Maza una veintena de propuestas para luchar contra la corrupción.

"Si la fiscalía general de Madrid necesita un boli, se lo tiene que pedir al Ministro. Eso significa no tener autonomía para absolutamente nada", ha argumentado Álvaro García, portavoz de la Unión Progresista de Fiscales (UPF). "Pongamos el ejemplo de hacer un viaje. Si lo tiene que autorizar el Ministerio, lo tiene que conocer y lo tiene que saber. ¿Y si es una actuación de la que no quieres que se enteren?", ha continuado. Y ha subrayado: "Es imprescindible lograr la autonomía presupuestaria porque es la que te da la autonomía funcional".

Los fiscales piden que los Presupuestos dejen de incluir el dinero que necesitan bajo el paraguas del Ministerio de Justicia. Su objetivo es equipararse al Consejo General del Poder Judicial, que administra de manera independiente los fondos que le son atribuidos cada año.

"Todas las asociaciones hemos luchado siempre por tener esa autonomía presupuestaria", ha resumido Jesús Alonso, de la Asociación de Fiscales. "Lo que se busca es que la fiscalía pueda establecer dónde va a invertir, qué política va a llevar, si necesita más o menos fiscales, si se les puede dotar de más medios materiales o no", ha añadido. "Hay que tener la voluntad política".

"Que no tengan capacidad para administrarse y dependan financieramente del Ministerio, y del Gobierno, coarta de alguna manera su libertad de acción, su autonomía y su independencia", ha coincidido Lizcano, presidente de Transparencia Internacional en España. "Es algo que corregir, y para eso hay que presionar a los partidos".

Los partidos políticos

Las recomendaciones de Transparencia Internacional para la Fiscalía

1. Aprobar un Código Ético.

2. Independencia Presupuestaria.

3. Más recursos humanos y materiales.

4. Transparencia en los nombramientos.

5. Reforma de la carrera fiscal.

6. Más recursos tecnológicos.

7. Que la fiscalía asuma competencias de formación.

8. Transparencia en los planes de actuación de los fiscales.

9. Autonomía en la dotación de nuevas plazas de fiscales.

10. Equilibrio en edad y género.

11. Reforma procesal para que el fiscal sea el instructor.

12. Crear una oficina de prensa de la fiscalía.

Los fiscales estuvieron muy cerca de lograr su reclamación durante el primer Gobierno de Mariano Rajoy, cuando coincidieron Alberto Ruiz Gallardón, entonces ministro de Justicia, y Eduardo Torres Dulce, entonces Fiscal General del Estado, según fuentes conocedoras de las negociaciones. Hubo un segundo intento de conseguir esa autonomía presupuestaria al final de esa legislatura, con Rafael Catalá y Consuelo Madrigal como líderes de las dos instituciones. Sin embargo, la reclamación ha desaparecido de la agenda política tras un 2016 consumido con un Ejecutivo en funciones. Tras recibir las propuestas de TI, ¿están listos los partidos del Congreso para afrontar la reforma?

El PP se ha remitido a las reformas legislativas introducidas por el Gobierno de Mariano Rajoy para luchar contra la corrupción, sin entrar en el fondo del asunto.

"Salvo matices de estilo, asumimos el documento de la A a la Z porque sustancialmente estaba ya en nuestro programa electoral", ha asegurado, por su parte, Artemi Rallo, portavoz del PSOE en el Congreso para la Comisión de la calidad democrática. "El de la autonomía presupuestaria es un tema histórico. La Fiscalía siempre ha estado inserta en el Ministerio de Justicia desde el punto de vista de la gestión. Así como se ha podido avanzar en otras parcelas de su autonomía, nunca se ha llegado a perfilar un modelo de gestión autónoma", ha añadido. "¿Por qué?", se ha preguntado. "Porque ha habido una resistencia histórica, que no describiría como partidista, sino de las propias estructuras del Ministerio y la Fiscalía", se ha contestado. "Debería superarse, porque no creo que nadie esté en condiciones de explicar de forma razonable que la Fiscalía no haya ganado más autonomía en medios humanos y materiales".

Podemos ya apostó por esta medida en su programa electoral, que apuesta por "asegurar la autonomía presupuestaria del Ministerio Fiscal, con partida específica en los Presupuestos Generales del Estado".

"Compartimos totalmente el diagnóstico de TI, y que el deterioro de la independencia del poder judicial y de la fiscalía está minando la credibilidad de las instituciones", han asegurado fuentes parlamentarias de Ciudadanos. "No solo estamos a favor de la orientación de la propuesta de TI sino que la gran mayoría de sus medidas ya las estamos debatiendo y tramitando en Ley Integral anti corrupción de Ciudadanos y en la Comisión de Calidad Democrática presidida por Toni Cantó".