Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Urkullu cree inminente un pacto con el PP sobre el Cupo y el Concierto

El PP separa la política penitenciaria de la negociación de los presupuestos de 2017

La ministra de Empleo, Fátima Báñez  y Alfonso Alonso, en Bilbao. rn
La ministra de Empleo, Fátima Báñez y Alfonso Alonso, en Bilbao.

PNV y PP siguen dando pasos hacia el pacto presupuestario. Los Gobiernos central y vasco también. El lehendakari Íñigo Urkullu ha asegurado este lunes que cree que el principal escollo para cerrar el pacto sobre los Presupuestos Generales del Estado, el que tiene que resolver una discrepancia de 1.600 millones de euros entre las dos administraciones "se puede cerrar en las próximas horas". El acuerdo desbloqueará un conflicto que ambas administraciones arrastran desde 2007, y facilitará el pacto para el apoyo de los presupuestos de 2017.

El PNV y el PP tienen esta semana para concretar el apoyo de los nacionalistas a las cuentas de Rajoy, ya que el plazo para presentar enmiendas a la totalidad acaba el próximo viernes. El PNV sin embargo no descarta, aunque no desea, presentarla y luego retirarla. Ese plazo concluye el 3 de mayo. El principal problema de la negociación se centra ahora en la discrepancia que arrastran las dos administraciones desde 2007 en materia del Cupo. Un montante de 1.600 millones de euros que no cuadran en las cuentas que hace ni el Gobierno vasco ni el Gobierno central. Desbrozado el camino para cerrar el acuerdo definitivo con los avances en el trazado del Tren de Alta Velocidad, la entrada a las tres capitales, y la retirada de los recursos de las dos promociones de la Ertzaintza y en la Ley Municipal vasca, el PNV y el PP afrontan la última fase.

El lehendakari ha hecho el anuncio apenas unas horas después de que el presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, ha ratificado la buena marcha de esas negociaciones que ha desvinculado de la política penitenciaria con los presos de ETA. En un encuentro del Fórum Europa-Tribuna Euskadi Alonso ha dicho que "la política penitenciaria no está en la negociación de los presupuestos", pero tampoco por parte del PNV, en ese marco. 

El exministro de Sanidad ha respondido de esa manera al portavoz del PNV en el Parlamento vasco, Joseba Egibar, quien unas horas antes había asegurado que "sí está en la agenda del PNV" y que "la política penitenciaria" es una de las materias que el PNV ha presentado al PP "en el cuadro negociador de los Presupuestos Generales del Estado". Para Alfonso Alonso, "afortunadamente", Egibar no está en la negociación del acuerdo, "lo que es una garantía para pensar que puede haber un acuerdo presupuestario en el futuro". PNV y PP han separado ambas cosas, como también lo separaron del desarme y de las consecuencias que podría generar la disolución de la banda en el colectivo de presos. 

El PP considera a Egibar el heredero del sector más soberanista del PNV de Juan José Ibarretxe, y el contrapunto interno del PNV a la política más pragmática del tándem formado por el presidente Andoni Ortuzar y el lehendakari, Íñigo Urkullu. El presidente del PP vasco, Alfonso Alonso, ha explicado en su discurso ante los invitados, en Bilbao, que la estabilidad que ellos han propiciado en Euskadi, con el apoyo a las cuentas vascas, es deseable para el escenario nacional. "Estabilidad política para aprovechar el crecimiento económico y que a la gente le vaya bien", ha dicho, frente a la opción de "abrir debates que llevan a discusiones como las que tuvimos en nuestro pasado".

Alonso, que ha sido presentado por la ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez ha expresado su "plena confianza" en que se va a llegar a un acuerdo. "Es importante que el Cupo se pueda actualizar, es una obligación perentoria. Si no se ha hecho no ha sido tanto por razones políticas sino de coyuntura económica, hemos vivido tiempos de miseria. Tampoco se ha actualizado la financiación autonómica, pero ahora hay más posibilidades".

Alonso ha dicho a quienes critican al PNV por pactar con un partido con casos de corrupción como el PP: "No es razonable tomar la corrupción como pretexto para eludir la responsabilidad". "Sé que el tema de la corrupción es duro, pero pensemos en la mayor, siempre hay excusas para no pactar. Yo podría usar lo que se dice en algunas campas (en referencia a las fiestas del partido del PNV). La gente busca estabilidad y moderación", ha defendido.

Más información