Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El jefe de la Comisión Europea recibirá a Aznar la próxima semana

Juncker y el exgobernante español tratarán "asuntos de la actualidad", señala Bruselas

Encuentro entre Aznar y Juncker en 2002.
Encuentro entre Aznar y Juncker en 2002.

El presidente de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, recibirá el próximo jueves al exjefe del Gobierno español José María Aznar, según ha informado este viernes una portavoz del Ejecutivo comunitario. Aznar acude a la cita a petición propia y sin un motivo específico de antemano. Juncker, que fue primer ministro de Luxemburgo durante 18 años, y Aznar coincidieron como miembros del Consejo Europeo durante todo el mandato del expresidente español. Ambos debatirán sobre “asuntos relevantes de la actualidad, como el futuro de Europa y los próximos pasos del artículo 50 [el proceso del Brexit]”, ha señalado genéricamente la portavoz.

La cita se produce en un momento en que Aznar se ha distanciado por completo del Partido Popular, a cuya presidencia de honor renunció a finales de 2016 por las fuertes desavenencias con el rumbo que ha marcado Mariano Rajoy en el partido. Las fuentes consultadas creen poco probable que el expresidente tenga intención de trasladar a Juncker -miembro del Partido Popular Europeo- ninguna petición concreta. El encuentro coincide con un nuevo periodo convulso para el PP, afectado por una ola de corrupción que vuelve a sacudir el panorama político en España. También con una mayor tensión en Cataluña, cuyo Gobierno prepara un referéndum de secesión sin cabida en la Constitución española.

No es la primera vez que Aznar se entrevista con Juncker en su condición de expresidente. Se han visto de manera pública al menos una vez. También el anterior jefe de la Comisión Europea, José Manuel Barroso, recibió a Aznar en varias ocasiones. Precisamente Barroso se ha convertido en un personaje incómodo para Bruselas por encarnar como nadie el fenómeno de las puertas giratorias. El exmandatario aceptó un alto cargo en el banco de inversión Goldman Sachs casi inmediatamente después de que venciera su periodo de incompatibilidades tras dejar la Comisión. Si el portugués quisiera hoy visitar las instalaciones comunitarias, sería recibido como lobista, según decidió Bruselas hace unos meses, sin acogerse al estatus privilegiado de expresidente. Aznar, presidente de la fundación Faes y hombre de negocios, sí será recibido como exgobernante español.

Más información