Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El juez Velasco pide a Francia que la Guardia Civil pueda acceder al arsenal de ETA

El magistrado enmarca esta petición en la investigación de los asesinatos sin resolver de la banda terrorista

Pintadas de apoyo a ETA, en el barrio de Rezola de San Sebastian.
Pintadas de apoyo a ETA, en el barrio de Rezola de San Sebastian.

A las 118 pistolas, rifles y armas automáticas. A los 2.875 kilos de explosivos. Y a los 25.700 elementos de detonación y munición. La Guardia Civil y la Fiscalía de la Audiencia Nacional quieren estudiar todo el arsenal entregado por ETA el pasado sábado en Bayona y a todos los informes —balísticos, de explosivos, huellas, restos biológicos y de ADN— que las fuerzas de seguridad francesas elaboren sobre ellas. Y, para ello, Eloy Velasco, juez de la Audiencia Nacional, ha tramitado este lunes una comisión rogatoria a Francia para solicitar que los agentes puedan acceder a todas esas armas en busca de alguna pista que les permita seguir investigando los más de 300 asesinatos de la banda terrorista que se encuentran todavía sin resolver.

De esta forma, España acepta que las autoridades judiciales galas se encarguen del análisis y de las pesquisas derivada de la entrega del arsenal. Pero, en base al marco de la cooperación judicial entre miembros de la UE, la Audiencia Nacional quiere que toda la información se comparta. De hecho, esta petición de Velasco se produce después de que el ministro del Interior francés, Matthias Fekl, ya se comprometiese el pasado sábado a continuar su "estrecha colaboración" con Madrid. "El juez quiere obtener información sobre el inventario completo de las armas y sobre todos los futuros informes periciales", han subrayado este lunes fuentes judiciales, que han detallado que el magistrado no tiene previsto trasladarse a Francia. Tampoco los representantes del ministerio público.

Antes de que los "mediadores civiles" revelasen el sábado el listado con los ocho zulos donde ETA guardaba el arsenal entregado, la Guardia Civil ya había enviado una petición a la Fiscalía de la Audiencia Nacional para que impulsara la comisión rogatoria —una solicitud de auxilio judicial entre Estados— a Francia. Aunque, eso sí, las fuerzas de seguridad nacionales tienen pocas esperanzas de encontrar alguna pista que permita resolver los asesinatos. Creen que la organización terrorista habrá "limpiado" las armas y que no habrá entregado a las autoridades galas las utilizadas en sus crímenes.

Casi 20 casos reabiertos

ETA asesinó entre 1968 y 2010 a un total de 829 personas. Cerca de 300 asesinatos se encuentran sin resolver. La mayoría de estos crímenes se cometieron durante la década de los setenta y ochenta del siglo pasado, cuando tenían un plazo de prescripción de 20 años. La reforma del Código Penal de 2010 estableció que los asesinatos con carácter terrorista no prescriben. "El Servicio de Información de la Guardia Civil continúa entregando informes a las autoridades judiciales para el esclarecimiento de atentados sin resolver no prescritos", ha afirmado este lunes el Ministerio del Interior, que ha asegurado que desde 2011 se han entregado más de 70 informes que han permitido la reapertura de cerca de una veintena de casos.

Casi seis años después de que la organización terrorista anunciase el "cese definitivo" de la violencia en octubre de 2011; los autodenominados "artesanos de la paz", un grupo de la sociedad civil del País Vasco francés que actúa como facilitador de la entrega de armas, proclamaron el pasado sábado que "ETA está totalmente desarmada". Pero el Ministerio del Interior español aún muestra sus reticencias y pide prudencia: "La mejor verificación del desarme es la que llevan a cabo la Guardia Civil y la Policía Nacional. El Gobierno y los españoles no necesitan que se lo certifique nadie más".