Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los candidatos patinan con los datos de empleo e impuestos en el debate a 4

Rajoy sobrevalora la recaudación e Iglesias no distingue los tramos del IRPF

Mariano Rajoy, Pedro Sanchez, Albert Rivera y Pablo Iglesias. FOTO: J. MEDINA( REUTERS)/ VÍDEO: REUTERS LIVE!

Las medidas para combatir el desempleo, promesas fiscales y las secuelas de la crisis medida como la población en riesgo de pobreza han sido los protagonistas de la primera parte del debate entre los cuatro candidatos de los principales partidos para las elecciones del 26-J. Se trata del primer duelo entre más de dos cabezas de cartel en unas legislativas. Mariano Rajoy (PP), Pedro Sánchez (PSOE), Albert Rivera (Ciudadanos) y Pablo Iglesias (Unidos Podemos) han confrontado sus programas electorales con una montaña de cifras. No siempre han sido rigurosos. Estos son algunas de las cifras que más han destacado o sobre las que los candidatos no han sido precisos.

Impuestos y gasto público

Rajoy ha insistido una y otra vez en que ha bajado los impuestos y que los españoles pagan menos ahora. Es verdad que ha aprobado una reforma fiscal que conllevaba una rebaja del IRPF y de sociedades, pero antes había subido todas las figuras tributarias. Esto ha provocado que el PP cierre la legislatura con los impuestos más altos que Zapatero.

Iglesias ha indicado que el que gane 300.000 euros no pagará el mismo IRPF que el que gana 60.000. En realidad, el impuesto sobre la renta es el más progresivo de entre todas las figuras tributarias. El que gana 300.000 euros nunca podrá pagar lo mismo que otro que gana 60.000 euros salve que cometa fraude fiscal. El IRPF cuenta con cinco tramos de gravamen que se aplican por tramos de renta. El tipo marginal máximo es el mismo, el 45%, pero eso no significa que paguen la misma cantidad ni siquiera que se les aplique el mismo tipo medio.

Rivera: Usted (señor Rajoy) ha dejado un agujero de 10.000 millones. El déficit público de España en 2015 fue del 5,1% del PIB cuando debía haberlo reducido al 4,2%. Esta desviación presupuestaria de nueve décimas —equivalen a 9.700 millones— le ha servido al Gobierno interino del PP para recibir un rapapolvo de Bruselas y enfrentarse a una amenaza de multa por parte de las autoridades comunitarias.

Sánchez ha manifestado que la reforma fiscal ha servido para rebajar los impuestos al 10% más rico. Ha abundado en este tema al señalar que 16 millones de contribuyentes que no han visto ni un euro de la rebaja del IRPF. En realidad la reforma del IRPF ha bajado los impuestos a los más ricos pero también a los que ganan menos de 12.000 euros al año. Además, se establecen ayudas para las familias con hijos y dependientes. Según los microdatos de la Agencia Tributaria, se considera que un contribuyente forma parte del 10% de los más ricos si declara una renta media de más de 36.049 euros.

La rebaja del IRPF ha consistido básicamente en la eliminación del gravamen complementario que Rajoy estableció nada más llegar a La Moncloa en 2011 y que suponía aumentar el impuesto para los más ricos hasta el 52%.

Rajoy ha indicado que han recaudado 12.000 millones más a pesar de la reforma fiscal. En realidad la recaudación del año pasado ascendió a 182.009 millones de euros, lo que supone un aumento de 7.022 millones sobre los ingresados en 2014, sobre todo por la mejora del IVA y del impuesto sobre sociedades.

Iglesias: España tiene una presión fiscal de cinco puntos menos que la media comunitaria. En realidad, el líder de Unidos Podemos se ha quedado corto. España ingresa 6,8 puntos menos que la media de los Veintiocho y hasta 8,4 puntos menos que los países de la eurozona.

Rajoy ha aseverado que el 60% del dinero de las Administraciones Públicas lo destinan a gasto social. El candidato popular suma el dinero destinado por todas las administraciones a sanidad, educación, pensiones y prestaciones por desempleo. La dependencia, por su parte, ha sufrido un tajo de 2.000 millones desde 2011. Mientras la sanidad y educación han sufrido recortes las pensiones han crecido durante la legislatura. Hay más jubilados y tienen derecho a una pensión más elevada. El Gobierno central, comunidades autónomas y ayuntamientos gastaron el año pasado 468.421 millones de euros.

Empleo

Tanto Pablo Iglesias como Pedro Sánchez y Albert Rivera han insistido en que “nueve de cada diez contratos nuevos que se crean son basura”. Según la Encuesta de Población Activa (EPA) es cierto. De hecho, la tasa de temporalidad de las nuevas colocaciones asciende hasta el 93%.

Sánchez afirmó que el 20% de los contratos que se firman en España tiene una duración media de una semana. En realidad según un informe elaborado por UGT, tres de cada diez contratos temporales duran menos de una semana. Iglesias aseguró que hay 2,7 millones de parados que no recibe prestación. Se ha quedado corto. Apenas 1,3 millones de los casi 4,8 millones de parados con que acabó el año perciben algún tipo de ayuda del Ministerio de Empleo. Es decir, todavía hay casi 3,5 millones de desempleados sin prestaciones o subsidios, el 72% del total, según la Encuesta de Población Activa (EPA) del último trimestre de 2015.

Sánchez ha añadido que hay 3,5 millones de horas extras que no se van a cobrar. Efectivamente, cada semana de 2015 se trabajaron una media de 3,5 millones de horas fuera de la jornada laboral que no se retribuyeron.

Iglesias por su parte ha abundado en que existe un 53% de paro juvenil. Según la última EPA, la tasa de paro asciende al 21% y la tasa de paro juvenil, menores de 25 años, alcanza el 45,7%.

Rajoy ha abundado que "el 75% de los españoles tiene un contrato fijo y el 25% un contrato temporal". La EPA señala que los trabajadores con contratos temporales representan un 25,04% del total. Además, ha señalado que cuando llegó en 2011 se destruían en España 1.400 puestos de trabajo al día y ahora se están creando 1.575 empleos al día. El año pasado se crearon 575.000 nuevos empleos y entre el último trimestre de 2010 y el mismo periodo de 2011 se destruyeron 521.000 empleos. Aunque se le ha olvidado decir que aún hay menos ocupados que cuando él llegó (unos 123.000 menos).

Secuelas de la crisis

Iglesias ha señalado que hay 10 millones de españoles en situación de riesgo de pobreza. El líder de la formación morada ha añadido que la tasa de ciudadanos en esta situación ha aumentado 2,4 puntos desde que Gobierna Rajoy. Y ha seguido: "El 45% de los trabajadores no se puede ir de vacaciones una semana al año". Además, ha continuado: un 7% tiene dificultades para comer pollo una vez a la semana, mantener su casa a una temperatura adecuada, afrontar gastos imprevistos o disponer de un coche.

El líder de la formación morada se refiera a la encuesta de condiciones de vida publicada por el Instituto Nacional de Estadística (INE), que señala que la tasa de riesgo de pobreza se situó en el 22,1% de la población española, una décima menos que el año anterior. Con este porcentaje Iglesias ha calculado que hay 10 millones de españoles en riesgo de pobreza. En realidad el umbral de riesgo de pobreza se fija en el 60% de la mediana de los ingresos por unidad de consumo. Así que en realidad depende de la distribución de la renta. En 2013, por ejemplo, creció por el aumento del desempleo. En el mismo informe del INE se explica que en realidad, las personas en situación de exclusión social y pobreza, aquellas que sufren una situación de privación material severa, representan el 6,4% de la población.

Rajoy ha manejado otros datos sobre la pobreza que, según ha revelado, ha extraído de Eurostat. Según el candidato popular la población en riesgo de pobreza era en 2011 el 7,4% y en 2014 ha bajado al 6,4%. Esta tasa revela en realidad la población en riesgo de exclusión social y en la que concurren al menos cuatro de las siguientes circunstancias: No pueda permitirse ir de vacaciones una semana al año, comer carne, pollo o pescado al menos cada dos días, mantener la vivienda con una temperatura adecuada, afrontar gastos imprevistos, si ha tenido retrasos en el pago de gastos corrientes o si no puede permitirse un automóvil, un teléfono, un televisor o una lavadora. Es decir, quien padezca al menos cuatro de estas situaciones se puede considerar que está en situación real de pobreza.

Rivera ha indicado: "Señor Rajoy han recortado 6.000 millones de euros en I+D+i". En realidad durante la crisis los recursos en I+D han caído un 34,6% en España, el país que más redujo los fondos para la ciencia. En realidad, Iglesias ha sumado los fondos que destinan tanto empresas privadas como las administraciones públicas a este capítulo. En total el presupuesto público del Estado para Ciencia asciende a unos 6.400 millones de euros.

Más información