Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La campaña deja sin conmemoración el segundo año del Rey en el trono

La Zarzuela considera que "no parece lo más apropiado" en vísperas electorales

Ampliar foto
Los Reyes en el acto que coincidió con el primer aniversario de la coronación.

La Casa del Rey no ha previsto ninguna ceremonia para conmemorar el segundo aniversario de la coronación de Felipe VI, que se cumple el próximo 19 de junio. La decisión se fundamenta en un doble motivo: sobriedad y calendario político.

El primer argumento responde al principio de austeridad que imprimió el Rey a su llegada al trono en 2014, en medio de la crisis económica y con la credibilidad de la Corona erosionada. Ese fundamento ya evitó cualquier fasto en el primer aniversario, si bien entonces La Zarzuela aprovechó el acto de entrega de las distinciones de la Orden al Mérito Civil para conmemorar la efeméride a través de un discurso en el que el Rey valoró su primer año en el trono como el que abrió una “nueva etapa para la monarquía parlamentaria” en la historia de España.

Sin embargo, en esta ocasión no habrá tampoco un acto genérico sobre el que apoyar la conmemoración, eludiendo la solemnidad con la que las monarquías celebran estos aniversarios. “No parece lo más apropiado en medio de una campaña electoral”, explican fuentes de la Casa del Rey. Y esta es la segunda razón de la decisión.

La Zarzuela se ha esforzado en estos dos años en alejar la imagen de Felipe VI del plano político y ceñir su protagonismo a su cometido constitucional, algo que desde las pasadas elecciones parece haberse complicado. De momento, para evitar distorsiones con la presencia de Felipe VI en la recta final de la campaña electoral, a solo siete días de las elecciones, La Zarzuela ha resuelto dejar en blanco el 19 de junio.

Tras el fracaso de la XI legislatura, la Casa del Rey ha aprovechado el paréntesis hasta el próximo 10 de junio, día en que se inicia la campaña electoral, para llevar a cabo actividades que el intenso período político había dejado en un segundo plano. En las pasadas semanas, los Reyes han realizado viajes a La Rinconada (Sevilla) y a tres poblaciones de Castilla-La Mancha en los que han retomado el contacto popular. Ante la imposibilidad de hacer viajes internacionales, la Casa del Rey contempla realizar algún otro desplazamiento por el interior de España en los próximos días.

Como todos los años, el Rey participará el próximo sábado por la mañana en el acto con motivo del Día de las Fuerzas Armadas, que tendrá lugar en la plaza de la Lealtad de Madrid. Este desfile terrestre se remonta a 1978, cuando fue establecida la conmemoración anual de una fiesta de carácter nacional para rendir homenaje a los Ejércitos y la Armada y, asimismo, fomentar el conocimiento y su integración en la sociedad.

Tras el acto, Felipe VI ofrece una recepción en el Palacio Real, a la que, aparte de las autoridades militares, acuden representantes del Estado.