Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Los yihadistas buscados en Bélgica no tienen conexión con España

La policía belga ha hecho llegar una lista de sospechosos de los recientes atentados

Los hermanos El Bakraoui (1º y 2º por la izquierda) y el terrorista huido. REUTERS

Tras ser identificados los autores de los atentados en Bruselas, los agentes belgas han elaborado una lista de sospechosos que podrían tener relación con las tres explosiones que han dejado al menos 30 muertos y más de 200 heridos. La policía belga ha hecho llegar a las fuerzas y cuerpos de seguridad de España, así como al resto de policías europeas, un listado con una decena de nombres. Tras ser cotejados con los presuntos yihadistas fichados en este país, los agentes no han hallado conexiones.

Ninguno de los nombres incluidos en la lista parece haber tenido vínculos con España, según han confirmado este miércoles fuentes de la lucha antiterrorista, pero sí con una antigua célula islamista erradicada en Frankfurt (Alemania), como ocurrió con los yihadistas que causaron la matanza de París el pasado 13 de noviembre. Esa coincidencia lleva a pensar a los responsables de la lucha antiterrorista en la existencia de una estructura de células yihadistas interconectadas en Europa.

Atentado frustrado

Los recientes atentados en el corazón de Europa han vuelto a ponerse de relieve una operación realizada por la Guardia Civil en el verano de 2015 en la que agentes habrían detenido en Varsovia a un marroquí con residencia en España y que había retornado de Siria. Según su declaración, estaba a la espera de la llegada de otro retornado, "entre cuyas misiones estaba la de localizar escenarios de aglomeraciones, salas de conciertos y de fiestas en Francia para atentar".

La información, transmitida en su momento a la policía francesa, habría supuesto la detención en ese país del segundo retornado y, en consecuencia, la frustración de un potencial atentado, similar al que, sin embargo, se produjo meses después en la sala Bataclan de París.

Más información