Selecciona Edición
Iniciar sesión

Expediente a un docente universitario de Santiago por sus frases machistas

El profesor universitario había advertido a una estudiante de que su escote lo "distraía"

La Universidad de Santiago de Compostela (USC) ha abierto un expediente disciplinario al profesor de Matemáticas de la Facultad de Económicas Luciano Méndez, apenas unas horas después de que nueve estudiantes del Máster de Género e Igualdad interrumpieran una de sus clases quedándose en sujetador. Los alumnos —ocho mujeres y un hombre— rechazaron así los comentarios machistas del docente, que hace un mes había advertido a una estudiante de que su escote lo "distraía".

Las jóvenes se quitaron la camiseta, dejando a la vista consignas escritas en su escote como "antes frívola que machista" o "asco y vergüenza en la USC". Junto a ellas había un alumno que dejó también su torso desnudo con una pintada: "¿Mi piel masculina no te gusta?". Según el testimonio de estos estudiantes, recogido por La Voz de Galicia, el profesor manifestó al joven que prefería "mirar las tetas" de sus compañeras, mientras a ellas les indicó que con las pintadas no lucían bien sus "virtudes femeninas". Finalmente, Méndez les advirtió a todos de que iba a echarlos de clase "de una patada en el culo". El docente precisó después que sus comentarios habían sido realizados en tono humorístico.

La protesta se produjo cuatro semanas después de que un grupo de alumnos de Méndez, testigos de sus supuestos comentarios sexistas en la clase de Matemáticas, presentaran una denuncia en la Secretaría General de la universidad que abrió un expediente informativo para investigar los hechos. El profesor distribuyó entonces un comunicado reconociendo la versión de los estudiantes con matices, pidió perdón la alumna, a la que la USC cambió de grupo, y reiteró que no se puede ir a clase de Matemáticas con determinadas prendas.

Tras el semidesnudo de los alumnos de Género que reclaman la expulsión del docente, la Universidad ha anunciado la apertura del expediente disciplinario justificado en la existencia de "causas suficientes" reveladas en la instrucción del expediente informativo.

La instructora, que a lo largo de estas cuatro semanas ha recibido a todas las partes implicadas, determinará la posible sanción. Esta puede ir desde un apercibimiento para que cese en su conducta hasta la separación del servicio, la suspensión de empleo y sueldo por un periodo máximo de seis años o la penalización a efectos de promoción o movilidad voluntaria.