Dos muertos en una explosión en el puerto de Ondarroa

El accidente, provocado por una fuga de amoniaco, ha ocurrido sobre las 14.45 horas en una fábrica de hielo

Dos personas han fallecido en una explosión registrada este lunes en una fábrica de hielo de Ondarroa (Bizkaia). El suceso se ha producido sobre las 14.45 cuando se ha registrado una explosión por amoniaco en la empresa Santa Clara, ubicada en el puerto de Ondarroa.

El director de Emergencias del Gobierno vasco, Gaizka Etxabe, ha confirmado que las dos personas fallecidas son vecinos de Ondarroa. Aunque en un primer momento se había especulado con que entre los escombros podría encontrarse alguna persona desaparecida, Etxabe ha asegurado que descartado esta posibilidad. También ha indicado que el suceso se ha producido al explosionar un compresor por un escape de amoniaco.

Los grupos de rescate han estado trabajando en el interior de las instalaciones y procedido al cierre de todas las válvulas para evitar más explosiones. SOS Deiak ha atribuido la explosión a una fuga de amoniaco en uno de los compresores de la fábrica de hielo.

El Ayuntamiento de Ondarroa ha mostrado su solidaridad a los familiares de las dos víctimas. El alcalde de la localidad, Zunbeltz Bedialauneta, se ha desplazado hasta la zona una vez conocida la noticia. El consejero de Políticas Sociales y la titular de Medio Ambiente del Gobierno vasco, Ángel Toña y Ana Oregi, respectivamente, también se han dirigido a Ondarroa para conocer el alcance de la explosión, ha informado el Ejecutivo autónomo.

Un trabajador de una empresa próxima a la factoría donde se ha producido la explosión ha explicado que poco antes de las tres de la tarde ha observado "humo blanco que salía de [la empresa] Santa Clara". "Hemos pensado que era un incendio porque no hemos escuchado la explosión. De pronto han empezado a llegar ambulancias y a la Ertzaintza", ha añadido este empleado a Radio Euskadi.

Cuando los servicios de emergencia han llegado al lugar, han comenzado a lanzar avisos de megafonía por si en el interior pudiera haber más afectados por la explosión, ha relatado este trabajador. La actividad del puerto de Ondarroa se ha paralizado "por completo" tras el siniestro. En estos momentos se están identificando los cuerpos de los dos fallecidos.

Este trágico suceso se ha producido cuando los vecinos de Ondarroa viven momentos de mucha preocupación por los desprendimientos de una ladera del monte ocurrida la semana pasada en las inmediaciones de la calle Kamiñalde. 180 familias han tenido que abandonar sus viviendas y han sido realojadas ante el peligro de que los derrumbes continúen.