Selecciona Edición
Iniciar sesión

Si sigues a @policia, escribe el nuevo himno de la policía: son 10.000 euros

El cuerpo busca entre sus seguidores de Twitter la letra de su nueva canción oficial

Agentes de Policía, incluido un perro, en la exhibición del Cuerpo Nacional de Policía con motivo de la celebración del Fiesta Nacional del Doce de Octubre en el paseo de Coches del parque de El Retiro de Madrid.

El Cuerpo Nacional de Policía busca al compositor de la nueva letra de su himno oficial entre los seguidores de su perfil de Twitter (@policia). El objetivo es renovar el actual, de tono muy militar y vigente desde 1948, para disponer de otro "más civil" con el que el cuerpo se sienta identificado y transmita "sus valores, principios e historia". Los interesados tienen hasta el 25 de abril para presentar sus propuestas y el ganador, que será seleccionado por un jurado en el plazo de dos meses, será agraciado con un premio en metálico de 10.000 euros, una estatuilla y un diploma.

La Dirección General de la Policía ha divulgado un comunicado en el que abre un concurso público para buscar un nuevo himno "adaptado a los nuevos tiempos y que represente a la Policía Nacional en los actos institucionales". La letra tiene que se musicable y susceptible de su canto a capela, según las bases del concurso.

La nota añade: "Podrán participar en este concurso todos los residentes en España, individualmente o de forma colectiva, y deberán presentar sus trabajos en formato digital, en lengua española y bajo seudónimo. En la letra deben estar plasmados los principios, valores, código ético, ciencia y tecnología, historia, así como la dedicación y sacrificios de sus miembros en pos del servicio público (...) El himno ha de ser original e inédito, de fácil entonación y adecuado para ser cantado a capela y será necesario acompañarlo de una explicación del mensaje expresado que ayude a su comprensión, teniendo como plazo máximo de entrega el 25 de abril del presente año".

El himno actual data de 1948 y su letra está inspirada en las misiones y servicios asignados al antiguo Cuerpo de Policía Armada y de Tráfico. Parte de la composición tiene un tono militar que, según los mandos del cuerpo, ha quedado "obsoleto y alejado de su actual identidad puramente civil".

Más información