Selecciona Edición
Iniciar sesión

Errejón e Iglesias tratan de poner fin a la cascada de dimisiones en Podemos

Iglesias y su 'número dos' se han reunido para decidir "cómo salir al paso de este ataque"

El portavoz de Podemos, Íñigo Errejon, en una imagen de archivo. ULY MARTÍN / Vídeo: REUTERS-LIVE

El número dos de Podemos, Íñigo Errejón, acusó al PSOE, en una carta dirigida anoche a los simpatizantes del partido, de orquestar un "ataque" contra la formación en pleno proceso de negociaciones. El mensaje hace referencia a la crisis en la dirección de Madrid, donde esta semana se han producido 10 dimisiones por el enfrentamiento entre los llamados sectores de pablistas y errejonistas, afines al líder del partido y al secretario de Política. Pablo Iglesias y Errejón no tuvieron ayer apariciones públicas, pero estuvieron reunidos para diseñar una estrategia de control de daños y "salir al paso de este ataque". El portavoz parlamentario del partido llama a la unidad y pide a los suyos "repetir una y otra vez que solo hay un Podemos",

"Todo lo que está ocurriendo en Madrid me entristece igual que a todos nosotros y nosotras", escribe Errejón, que califica el día de "durísimo para todos, especialmente para los y las compañeras de Madrid". "El ataque que hemos vivido hoy, que parece ser una ofensiva en marcha, tiene algún precedente pero muy pocos, lo cual revela que todo el aparato del PSOE y alrededores está necesitado de algo con lo que tapar su reciente giro hacia el PP arrastrado por Rivera", prosigue.

En su opinión, la dirección de Podemos está "pagando el precio" de su estrategia política. "Parece que algo hemos hecho bien las últimas semanas si provocamos semejante ofensiva, si para intentar asegurar la restauración les hace falta tal despliegue cuando antes conseguían la gobernabilidad de los de siempre en condiciones de normalidad", señala el dirigente.

En definitiva, Errejón cree que los socialistas buscan dividir a Podemos. Las dimisiones de Madrid, que han estallado en el momento quizá menos oportuno para el partido de Iglesias reflejan una disputa por el control político de ese órgano, pero el portavoz parlamentario, que alude a "algunos medios" y a los socialistas como "el adversario", niega que haya divisiones. "Correrán los rumores, los teléfonos estropeados, los opinadores hablarán y hablarán. Ni caso, seguimos a lo nuestro. Trasladar un problema de Madrid a estatal es obviamente un arma que querrán arrojar y amplificar para evitar así, hablar del escoramiento del PSOE hacia la gran coalición de la mano de Rivera. Pablo y yo hemos estado hoy un buen rato juntos pensando cómo salir al paso de este ataque, y lo vamos a parar", asegura.

Errejón pide repetir una y otra vez que solo hay un Podemos, el que tiene claro que las políticas de recortes y austeridad deben ser cosas del pasado, el que nació para construir pueblo, recuperar la soberanía y ganar España para su gente, pateando el tablero y desafiando los manuales, el que cada vez da pasos más grandes para lograrlo, en dos años vertiginosos y heroicos.

Más información