Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Villegas: “Hay avances, pero el acuerdo global con el PSOE está en riesgo”

Ciudadanos pone el martes como límite para alcanzar un pacto de legislatura con los socialistas y subraya que hay tantos avances como diferencias

El PSOE y Ciudadanos se aproximan al martes, fecha límite en sus negociaciones para lograr un pacto de legislatura, sin lograr avances significativos en los asuntos que más les separan: sistema fiscal, laboral e institucional. "Se van produciendo avances, y cada vez que hay un avance se está más cerca de un acuerdo, pero cada vez que se acerca las fechas límite, el acuerdo global está en riesgo", ha resumido esta mañana José Manuel Villegas, vicesecretario general de Ciudadanos y jefe de gabinete de Albert Rivera. El equipo negociador de la formación emergente ha informado este domingo a la Ejecutiva sobre la marcha de las negociaciones y ha dejado abierta la posibilidad de convocar una nueva reunión "de urgencia" para informar a sus dirigentes sobre la conclusión definitiva de las negociaciones.

"No vamos a firmar un Gobierno a cualquier precio", ha resumido Villegas. "Queremos un gobierno que introduzca profundas reformas y transformaciones en el aspecto económico, institucional, de regeneración democrática y modelo económico", ha añadido. "Ciudadanos está negociando, pero si no hay un buen acuerdo no habrá acuerdo. Cada vez hay menos horas y seguimos trabajando para conseguirlo. Empiezan a apurar un poco las fechas", ha recalcado. "Somos conscientes de la trascendencia que tiene para el país que haya estabilidad y una agenda reformista, y por lo tanto no vamos a desfallecer y vamos a seguir dedicando todas las horas y esfuerzos".

El calendario de la negociación está marcado por el del PSOE, que tiene que someter cualquier acuerdo a la votación de sus bases antes de que Pedro Sánchez se someta a la votación de investidura, el próximo 3 de marzo. La formación emergente, de hecho, está dispuesta a seguir manteniendo conversaciones con los socialistas, y a abrirlas con el PP, aunque ya no sea en el formato actual.

Ciudadanos reconoce que se han producido avances en las conversaciones con el PSOE desde que los dos equipos de negociadores se reunieron en pleno el pasado miércoles. Desde entonces ha habido largas citas entre los grupos de especialistas en fiscalidad de ambos partidos, que han apurado hasta la noche durante varias jornadas para intentar un acuerdo. Este y el del gasto público es ahora mismo el gran punto de conflicto. Ciudadanos quiere evitar una subida de impuestos, en defensa de su programa y de la posibilidad de sumar al PP al acuerdo en el futuro. El PSOE, por su parte, considera la posibilidad de subir impuestos, según se recoge en su documento negociador.

Da igual, según reconocen los negociadores, que los dos partidos lleguen a acuerdos en muchas áreas si no lo logran en todas. Con que falle un eslabón, estallará toda la cadena de la negociación.