Selecciona Edición
Iniciar sesión

El alcalde de Alhaurín se retira para evitar una moción de censura

Serón, suspendido en 2013 por corrupción, gobierna en minoría y reclama ayuda al PP

El alcalde de Alhaurín El Grande, Juan Martín Serón, anuncia su dimisión.

El alcalde del municipio malagueño de Alhaurín el Grande, Juan Martín Serón, ha anunciado este miércoles que abandona la política por "motivos personales y de salud", pero también para evitar que prospere una moción de censura que fraguan los partidos de la oposición. El controvertido Martín Serón, al frente de este Ayuntamiento desde 2000, gobierna en minoría desde las elecciones municipales de 2015, a las que concurrió con las siglas independientes Por Alhaurín tras un pulso con el PP (su antiguo partido), que ganó al llevarse a todos los concejales del anterior mandato. Los populares tienen ahora mismo un solo edil en este pueblo.

Martín Serón ha sido un quebradero de cabeza constante para el PP andaluz por su condena por corrupción, que lo mantuvo apartado de la alcaldía un año entre 2013 y 2014. Él y su antiguo concejal de Urbanismo, Gregorio Guerra, fueron penados en firme por el Tribunal Supremo por exigir 122.000 a un promotor a cambio de una licencia de obras. Su delito de cohecho impropio fue sancionado con un año de suspensión (figura distinta de la inhabilitación), lo que le permitió recuperar la vara de mando sin tener que volver a pasar previamente por las urnas.

Fue a raíz de su regreso al cargo, en noviembre de 2014, cuando el PP abandonó años de tibieza con él y se mostró firme para que abandonara la idea de recuperar el sillón, aunque Martín Serón optó por dejar el partido y arrastró a todo su equipo de gobierno. En las elecciones municipales de 2015 fue la lista más votada con 10 concejales (el PP obtuvo un representante) y hasta ahora ha gobernado en minoría.

Martín Serón ha anunciado su intención de registrar este mismo miércoles su baja como alcalde y como edil. Al apartarse, pretende facilitar que su número dos, Antonia Ledesma, que ejerció de alcaldesa durante su suspensión, pueda quedarse al frente del equipo de Gobierno local. Pero para eso necesita el respaldo del único edil del PP, Francisco Torres, movimiento político que sumaría mayoría absoluta y frenaría una moción de censura que negocia el resto de grupos de la oposición.

En su línea, Martín Serón ha lanzado un órdago directamente al presidente provincial del PP, Elías Bendodo, a quien ha pedido que "garantice esa estabilidad" con la unión de sus grupos y que no apoye una posible coalición de "comunistas" con PSOE, IU y el partido de Alternativa Socialista. "Tiene una oportunidad de oro para demostrar si le interesan Alhaurín y los pueblos", ha dicho dirigiéndose al también presidente de la Diputación Provincial.

"Este gesto es para eso, para que no se utilice más mi nombre, ni mi figura ni mi trabajo", ha añadido Martín Serón, consciente de la incomodidad que representa su presencia para el PP y del supuesto uso interesado que hace el resto de partidos sobre su trayectoria. Según ha dicho, después de los últimos comicios municipales le comunicó a Bendodo su intención de apartarse "en pocos meses". Al presidente provincial de PP le ha advertido de que si su partido apoya una moción de censura, sería "indignante y una traición" para Alhaurín el Grande.