Pedraz acuerda sobreseer la causa contra Moreira, expresidente del PRI mexicano

El juez de la Audiencia Nacional concluye que no quedan "debidamente" probados los delitos

El titular del Juzgado de Instrucción 1 de la Audiencia Nacional, Santiago Pedraz, ha acordado este martes el sobreseimiento provisional de la causa abierta contra Humberto Moreira, el expresidente del Partido Revolucionario Institucional (PRI) y exgobernador del estado de Coahuila, en México. El político fue detenido el 15 de enero en Madrid, acusado de lavado de dinero, malversación de caudales públicos, cohecho y pertenencia a organización criminal. Fue puesto en libertad el pasado día 23 y regresó a su país el 4 de febrero. Allí declaró su inocencia.

En su auto de este martes, el magistrado ha recalcado que no queda "debidamente justificada" la perpetración de los delitos que supusieron la apertura de la investigación. Además, Pedraz recuerda que la justicia española no tiene competencia para investigar posibles delitos cometidos en México y Estados Unidos. "Y no hay base alguna para apreciar la integración de Moreira en una organización criminal", ha apostillado el juez, según fuentes de la Audiencia Nacional.

El juez ha rechazado la petición de la Fiscalía Anticorrupción de librar una comisión rogatoria a México para verificar la documentación que aportó la defensa de Moreira, en relación con sus empresas y la actividad de las operaciones económicas cuestionadas. Pedra argumenta que casi todos los documentos aportados están firmados ante notario y, por tanto, no se precisa su verificación. Y, paralelamente, el magistrado tampoco ha admitido la solicitud de verificar las operaciones económicas que dieron lugar a la creación de las sociedades investigadas y que la Fiscalía presupone ilícitas.

Pedraz insiste en que presuntas actividades ilegales se habrían realizado en México y Estados Unidos, "pero ninguna en España". Por ello, añade el auto, la acusación pretende seguir la pista de un supuesto delito cometido por extranjeros en países americanos. "Lo cual no es factible, pues la jurisdicción española no es competente", recalca el escrito.

La Fiscalía Anticorrupción española solicitó nuevas diligencias al Juzgado de la Audiencia Nacional tras la puesta en libertad de Moreira. El propio Pedraz decretó su salida de prisión al no apreciar indicios de blanqueo en varias transferencias de 200.000 euros (215.000 dólares) que recibió Moreira durante su estancia en España. La Fiscalía Anticorrupción no recurrió la puesta en libertad porque, según fuentes judiciales, facilitaría que el investigado conozca otros aspectos de la causa que siguen secretos y afectan a otras personas.

En relación con las transferencias de dinero a las cuentas que Moreira tenía en España, el juez concluye que las cantidades no eran desproporcionadas, teniendo en cuenta que el acusado llegó a Europa con su mujer y dos hijas para realizar un máster. Ese dinero lo ha utilizado para el alquiler de la vivienda y manutención de la familia, con lo que se descarta el blanqueo", recalca el magistrado, según fuentes jurídicas.