El Constitucional admite a trámite los recursos contra su reforma exprés

La aceptación de las reclamaciones, presentadas por la Generalitat de Cataluña y el Gobierno vasco, no suspende la ley

El pleno del Tribunal Constitucional (TC) ha admitido a trámite sendos recursos de inconstitucionalidad promovidos por la Generalitat de Catalunya y el Gobierno vasco contra la reforma —aprobada el pasado mes de octubre— de la Ley Orgánica que rige el propio órgano con el fin de reforzar sus facultades para hacer cumplir sus resoluciones.

La admisión a trámite no supone pronunciamiento alguno sobre el fondo del asunto, que el Tribunal resolverá en los próximos meses, ni tampoco suspende la vigencia de la ley. De momento, se ha dado traslado de las dos demandas al Congreso, al Senado y al Gobierno, que disponen de un plazo de 15 días para personarse y formular las alegaciones que estimen oportunas.

El PP promovió en septiembre una reforma de la Ley Orgánica del Tribunal Constitucional que le concede al TC capacidad sancionadora cautelar para ejecutar el cumplimiento de sus sentencias. Así, abre la puerta a la posibilidad de que el alto tribunal pueda multar o incluso suspender de sus funciones al presidente de la Generalitat y a cualquier persona o autoridad que vulnere sus sentencias.

El recurso de inconstitucionalidad argumenta que la reforma de la ley que regula al TC es un "cambio cualitativo importante en las funciones encomendadas a la institución" que "puede alterar el equilibrio y el juego de contrapesos con el resto de poderes del Estado". Para el 'Govern' catalán, la reforma "vulnera las garantías constitucionales del derecho sancionador en relación con el principio de legalidad y excede la definición del ámbito de jurisdicción del TC que ha hecho la Constitución".

Más información