Florida revoca la sentencia de muerte contra el español Pablo Ibar

El Supremo ordena que se repita el juicio oral de Pablo Ibar, que lleva más de 20 años encarcelado

Pablo Ibar, el español que lleva más de 20 años encarcelado en Florida acusado del asesinato de tres personas en 1994 y que fue condenado a pena de muerte, ha conseguido al fin una victoria legal. El Tribunal Supremo de Florida ha ordenado que se celebre un nuevo juicio sobre el caso después de los recursos presentados por la defensa de Ibar que siempre ha negado su participación en el triple crimen.

Los hechos se remontan a enero de 1994, cuando Casimir Sucharski, propietario de un club de alterne, y Sharon Anderson y Marie Rogers, dos jóvenes modelos de 25 años, fueron acribillados a tiros en casa del primero en la localidad de Mirarmar, una localidad al norte de Miami. Una cámara que Sucharski tenía en su vivienda grabó todo lo ocurrido. Dos personas entraron a su vivienda con la cara cubierta, robaron al dueño del local nocturno el dinero que tenía y mataron a las tres personas. Hubo un momento, en el que uno de los criminales se quitó una camiseta y fue grabado por la cámara, de baja resolución.

Desde la izquierda, Michael y Tanya Ibar, hermano y esposa del español encarcelado, y su abogado, en una imagen de 2014.

En la casa, la policía halló casquillos, pisadas, huellas y pelos de los que extrajo ADN que no pertenecían a Ibar. En cualquier caso, el vídeo era la principal prueba de la investigación. Semanas después del crimen, un agente creyó reconocer a Ibar, que había sido detenido como sospechoso de un robo, en el vídeo. Ibar lo negó y aseguró que el día de los asesinatos estaba en casa con su esposa. La policía asegura que algunos testigos identificaron a Ibar en el vídeo, aunque luego dijeron que simplemente dijeron que se parecía.

Pablo Ibar y otro hombre, Seth Peñalver, fueron condenados a muerte por el triple crimen. Posteriormente, el juicio de Peñalver fue anulado al considerar la justicia que había habido irregularidades, pero el caso de Ibar siguió adelante.

El primer juicio contra Ibar, en 1997, fue declarado nulo al no ponerse de acuerdo el jurado. En 2000, fue declarado culpable y condenado a pena de muerte. Ibar recurrió al Supremo de Florida, argumentando que el jurado había tomado decisiones erróneas basadas en pruebas circunstanciales y pidió celebrar un nuevo juicio, petición que fue desestimada en 2006.

Ibar ha seguido litigando y en abril de 2014 se celebró una apelación contra esta decisión. El abogado defensor alegó que, durante el proceso, se habían vulnerado los derechos constitucionales de Ibar. Presentó testimonios de expertos que aseguraban que el vídeo grabado no es una prueba sólida para identificar a las personas que perpetraron el triple crimen y que la complexión de la persona que se quitó la camiseta no corresponde con la de Ibar.

En esta ocasión, los jueces sí han valorado las alegaciones de Ibar, que lleva 15 años en el corredor de la muerte, y a las que se opuso la Fiscalía. Tras meses de deliberación, el Supremo de Florida ha tomado la decisión de repetir el juicio por cuatro votos a favor y tres en contra.

La Asociación contra la Pena de Muerte de Pablo Ibar ha celebrado la decisión de los jueces, aunque sabe que aún queda un largo camino por delante y es consciente de que habrá más y más recursos. Para Pablo Ibar, pese a sus 22 años en prisión, es una nueva oportunidad, quizá la última de demostrar su inocencia.

Más información