Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Sánchez llama a Rivera y acuerdan abrir el diálogo en los próximos días

El líder del PSOE mantiene su decisión de conseguir acuerdos con Ciudadanos y Podemos

El lider del PSOE Pedro Sánchez en la rueda de prensa de ayer. Bernardo Pérez | ATLAS

El PSOE ha iniciado contactos con Ciudadanos. Lo ha hecho en la mañana de este sábado con una primera llamada a Albert Rivera, presidente de Ciudadanos. El líder socialista lo ha dado a conocer en su cuenta de Twitter al señalar que había hablado con el líder del partido naranja “de la situación política” que requiere “del diálogo y del acuerdo”. Para ello, han acordado hablar “en los próximos días”.

La situación creada por Mariano Rajoy, presidente del PP, al renunciar a la investidura por no contar con los apoyos necesarios, ha dado un vuelco a la situación en el campo del PSOE. Pedro Sánchez insistirá en que es el turno de Rajoy pero pero ha decidido tomar la iniciativa para iniciar sus conversaciones con otras fuerzas políticas.

“No hay ninguna oferta por parte de Sánchez”, ha especificado en conversación con EL PAÍS José Manuel Villegas, vicesecretario general de Ciudadanos y jefe de gabinete de Rivera. “Que hay que sentarse a hablar y que será bueno hacerlo en los próximos días”, ha seguido, sin aventurarse a confirmar que esta conversación sea el inicio de la labor de mediación entre PP y PSOE a la que se ofreció Ciudadanos. “Nosotros estamos dispuestos al diálogo. Habrá que ver la actitud de los demás”, ha añadido.

Las conversaciones de Sánchez con Podemos y ciudadanos se producirán antes de que Pedro Sánchez informe el próximo sábado al Comité Federal del PSOE del curso de las negociaciones. Parte de ese comité no se lo pondrá fácil porque exigirá límites muy estrictos para pactar con Podemos. La situación no es fácil dado que la forma y el fondo empleados por Pablo Iglesias para ofrecer un pacto de Gobierno al PSOE ha molestado sobremanera a muchos socialistas que han visto “altanería, insulto y falta de respeto” hacia el PSOE.

Por su parte, Rivera no está dispuesto a abstenerse frente a una hipotética alianza que una al PSOE, a Podemos y a los partidos independentistas. “Hay que dialogar, desde el acuerdo o desde la discrepancia”, ha asegurado Rivera a través de sus redes sociales. “Los españoles por delante de las siglas”. El líder de Ciudadanos ya se ofreció el pasado 23 de diciembre y durante su audiencia con el rey Felipe VI, a mediar entre el PSOE y el PP. Los 40 diputados que logró Ciudadanos el 20-D son intrascendentes por sí mismos para decidir al próximo presidente. Sin embargo, Rivera está convencido de que su programa de reformas puede actuar como punto de partida para el diálogo entre las dos fuerzas mayoritarias. En cualquier caso, Ciudadanos se mantiene firme en su decisión de no votar afirmativamente a favor de ningún candidato y de llegar como máximo a la abstención.

La Ejecutiva de la formación emergente decidirá la estrategia a seguir el próximo lunes. “Estamos dispuestos al diálogo a partir de la defensa de la unión y la igualdad de todos los españoles”, ha argumentado esta mañana Juan Carlos Girauta, portavoz en el Congreso de Ciudadanos, en clara referencia a la oposición de su partido a llegar a acuerdos de Gobierno que impliquen a los partidos nacionalistas y a Podemos, que defiende una consulta en Cataluña. “Sánchez debe elegir entre quienes reparten miseria o quienes queremos consolidad el estado de bienestar. Sánchez debe elegir entre quien vota con Le Pen por la salida del euro (por Pablo Iglesias), o compartir un proyecto europeísta”.