Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

EH Bildu no se reunirá con el Rey por ser “un símbolo antidemocrático”

Las diputadas Beitialarrangoitia y Enbeita dicen que no se sienten "súbditas" del Monarca

Beitialarrangoitia y Enbeita, este lunes en San Sebastián. ATLAS / J. Herrero

EH Bildu ha anunciado este lunes que no acudirá a las audiencias del Rey con los portavoces de los partidos con representación en el Congreso al considerar que la monarquía es "el mayor símbolo del carácter antidemocrático del Estado español". Las dos diputadas de la formación abertzale, Marian Beitialarrangoitia y Onintza Enbeita, han explicado que no asistirán a la cita de este martes con Felipe VI en La Zarzuela porque no se sienten "súbditas del Rey de España".

Beitialarrangoitia y Enbeita han anunciado que EH Bildu rechaza reunirse con el Rey durante la rueda de contactos que el Monarca tiene previsto celebrar hasta el viernes con todas las formaciones de la Cámara baja, salvo ERC, que ya había adelantado su decisión de no acudir a La Zarzuela tras la decisión del Rey de no recibir a la presidenta del Parlamento catalán, tras la investidura de Carles Puigdemont como president.

Las diputadas de EH Bildu han argumentado que no se sienten "súbditas" de la monarquía española y por ello "no actuaremos como si lo fuéramos". Han añadido que la Jefatura del Estado que encarna Felipe VI es un "símbolo antidemocrático" y "garantía de las épocas más oscuras". "Juan Carlos I, Felipe VI, los monarcas españoles habidos y por haber tienen una misión clara: cerrarles el camino a los pueblos que libremente quieren decidir su futuro", han agregado.

La reunión del Monarca con la portavoz de EH Bildu, Marian Beitialarrangoitia, estaba programada para este martes, jornada en la que también tiene previsto recibir a Javier Esparza (UPN), que formará parte del Grupo Popular, y Aitor Esteban (PNV).

EH Bildu ha decidido declinar la invitación, a diferencia de lo que hizo hace cuatro años el grupo Amaiur, en el que también estaba integrada la izquierda abertzale. En aquella ocasión, en diciembre de 2011, Xabier Mikel Errenkondo fue el designado para reunirse con el entonces Rey, Juan Carlos I. En una entrevista con EL PAÍS, el diputado independentista contestó así cuando se le preguntó cuál había sido su impresión del encuentro en La Zarzuela: "Buena, entendemos que es el jefe del Estado y el responsable del estado y nosotros como representantes de la sociedad vasca consideramos que es un agente importante para compartir y contrastar con él nuestras impresiones".

Las dos diputadas de EH Bildu han señalado ahora que al Rey ya le dijeron hace cuatro años que "respetara Euskal Herria, que dejara de negar sus derechos a los vascos, que no rompiera más nuestra soberanía". "Le dijimos que se mojara en el camino a la normalización y la paz de este país. No nos reuniremos con el Rey de España porque no quiere ver ni oír la voluntad de todo un pueblo", han afirmado.

EH Bildu ha asegurado que en su decisión de declinar la invitación del Rey no ha influido la tomada por ERC de no acudir tampoco a la audiencia con Felipe VI.

Para la formación soberanista, es "verdaderamente preocupante" que tras el cambio de Rey "todo sigue igual": "Su oferta no es democrática para Euskal Herria", han sentenciado. "La monarquía española es pasado, la soberanía, el futuro", han comentado Beitialarrangoitia y Enbeita tras recalcar que su partido pretender "gestionar en su totalidad " los recursos de Euskadi en pro de "un modelo social y político más justo". "Nuestros recursos en ningún caso deben ser para financiar los caprichos de la familia borbónica", han afirmado.