Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Rescatados 26 adultos y un bebé de una patera perdida en el Mediterráneo

Salvamento Marítimo localiza la embarcación a 12 millas al noreste de la isla de Alborán

Tras casi cinco horas de búsqueda, una fotografía en blanco y negro acabó con la desesperación. A las nueve y media de la noche del jueves, el avión Sasemar 101 captó la imagen de una patera a 13 millas al noroeste de la isla de Alborán. Sus 27 ocupantes navegaban a la deriva. Sin motor —"había tenido un fallo", explica Salvamento Marítimo—. Estaban empapados. Agotados. "En una situación muy difícil. Aún no crítica, pero a punto", detallan fuentes del servicio de emergencias, que explican que dentro de la embarcación encontraron a una mujer desfallecida y a un bebé. A ambos, al igual que a los otros 25 inmigrantes, los trasladaron hasta el puerto de Almería, adonde llegaron a la una de la madrugada del viernes.

Los sin papeles, de origen subsahariano, se habían lanzado al Mediterráneo desde las costas de Bouyafar (Marruecos), al oeste de Melilla. Partieron hacia la Península sobre las seis de la madrugada del jueves. Y pasadas las horas, a las cinco de la tarde de ese mismo día, una cooperante telefoneó a Salvamento Marítimo para alertar de que la patera se encontraba en medio del mar. "En ese momento, se activó el dispositivo de emergencia. El Sasemar 101 y una embarcación, la Guardamar Polimnia, salieron en su búsqueda", relatan las mismas fuentes.

A bordo de la patera, la primera que Salvamento Marítimo localiza en esta zona en 2016, viajaban 21 hombres, 5 mujeres y un bebé. La embarcación iba "sobrecargada". "Sus ocupantes estaban mojados, tiritando, asustados...", añaden los efectivos de emergencias, que trasladaron a los inmigrantes al puerto pesquero de Almería, donde recibieron atención médica. La Cruz Roja activó su dispositivo especial de asistencia.

La imagen captada por el avión de Salvamento Marítimo.

Este rescate se ha producido apenas unas horas después de que Salvamento Marítimo localizara otra patera, con 53 inmigrantes a bordo, a unas 50 millas al sur de la costa de Málaga. Según los datos facilitados por el equipo de emergencias, en la embarcación viajaban 45 hombres y 5 mujeres —una de ellas embarazada—. Los sin papeles proceden de países como Mauritania, Camerún y Costa de Marfil, entre otros. Tres de ellos necesitaron asistencia médica en el hospital de la ciudad andaluza, aunque ya han abandonado la instalación sanitaria, según ha informado Europa Press.

La ruta de Almería es una de las más peligrosas del Estrecho, debido a la gran distancia que separa la costa andaluza de la africana. Hace apenas una semana, la Audiencia Provincial condenó a cuatro hombres de origen magrebí a cuatro años de prisión por organizar el viaje de una embarcación que salió de Argelia camino de la Península con 48 personas a bordo. Dos de los ocupantes fallecieron durante el trayecto y otros sufrieron importantes quemaduras. También, hace un año, el Cuerpo Nacional de Policía detuvo a dos cameruneses por "matar" a, al menos, entre 7 y 10 subsaharianos que iban en una embarcación rumbo a la ciudad española. Los acusados tiraron por la borda a los sin papeles tras perderse en el Mediterráneo y cuando se encontraban a punto de volcar por el oleaje. Entre los fallecidos había varios bebés.