Selecciona Edición
Iniciar sesión

Un año de cárcel por pedir un tiro en la nuca a la Infanta y justificar a ETA

La Audiencia Nacional condena a un vecino de Bilbao que ha alcanzado un acuerdo de conformidad con el fiscal tras reconocer los hechos imputados

Un joven acusado de enaltecimiento del terrorismo se ha conformado este martes en la Audiencia Nacional con la pena de un año de cárcel por publicar en Twitter mensajes en los que justificaba a ETA, humillaba a sus víctimas, e incitaba a acciones violentas, llegando a pedir un "tiro en la nuca a la Infanta". Antes de que se celebrara este martes el juicio, el acusado, Ibai Otxoa, vecino de Bilbao, ha alcanzado un acuerdo de conformidad con el fiscal Juan Antonio García Jabaloy —que pedía para él año y medio de cárcel y 10 de inhabilitación absoluta— y, tras reconocer los hechos que se le imputan, ha accedido a ser condenado a un año de prisión y siete de inhabilitación absoluta.

Tras alcanzar este acuerdo, el abogado de la defensa, Kepa Landa, ha pedido al tribunal, la sección cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional, la suspensión de la pena con el argumento de que se cumplen los requisitos para ello que establece el artículo 82 del Código Penal, tales como no tener antecedentes y ser la pena inferior a dos años.

La petición de suspensión de la pena ha contado con el visto bueno del fiscal, y la Sala lo resolverá en la sentencia de conformidad que dicte en los próximos días.

"¿Alguien puede pegarle algún tiro en la nuca a la Infanta?, porfis", "Escrache a las víctimas de ETA" y "Ojalá a Irene Villa la hubieran matado" son algunos de los comentarios que el acusado publicó entre 2013 y 2014 en su perfil de Twitter, Ibai_93, que abrió en 2011. Otros mensajes hirientes hacia las víctimas del terrorismo son: "Los twiterroristas se ríen porque quedarán libres y Ordóñez no", "Me sé de unos cuantos peperos a los que no van a poner en libertad porque están bien muertos" y "Gora ETA militarra".

En su escrito de conclusiones provisionales, el fiscal relataba que el acusado publicó gran cantidad de mensajes, comentarios escritos e imágenes en los que "de manera explícita y reiterada ha venido justificando la actividad de la organización terrorista ETA, así como humillando igualmente y de modo expreso a las víctimas" de esa banda.

Una actividad que desarrolló hasta el momento de su detención, el 6 de noviembre de 2014, y que aparece detallada en el informe de la Guardia Civil, que recoge "pantallazos" de esos mensajes, según explicaba el fiscal, al destacar que el acusado se aseguró de que sus comentarios e imágenes tuvieran un gran nivel de difusión.

Más información