Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Lamela medió a favor de una mina de uranio ante su exjefe Cañete en la UE

Una empresa australiana contrató como 'lobbista' a un exalto cargo del actual comisario de Medio Ambiente

Manuel Lamela con Esperanza Aguirre en 2008.

Manuel Lamela, ex alto cargo del exministro de Agricultura, Miguel Arias Cañete, cobró por mediar a favor de la construcción de una mina de uranio ante la Unión Europea, según publica este miércoles la Cadena Ser. La empresa australiana Berkeley, promotora del proyecto energético que se ubicará en Retortillo (Salamanca), contrató al ex subsecretario del dirigente popular hace menos de un año, aunque este no tiene ningún tipo de relación con el sector de la energía, el ámbito nuclear o el entorno comunitario.

Berkeley registró el fichaje del ex subsecretario de Agricultura el pasado 26 de diciembre de 2014. Lamela inscribió entonces su despacho personal, Acountax, en el registro de lobbies de la UE. El único cliente del asesor era la empresa minera y él el único lobista autorizado por la misma. El exministro popular Miguel Arias Cañete había sido nombrado comisario de Energía justo un mes antes, el 1 de noviembre. 

La empresa sometió el proyecto de la mina de uranio al dictamen de la UE semanas después de que Lamela comenzase a trabajar oficialmente para Berkeley. En el departamento que tenía que examinar el plan energético se encontraba el ya comisario de Energía, Miguel Arias Cañete, que dio luz verde a la operación en Retortillo. Y no solo eso, sino que fue el propio exministro, como detalla la Cadena Ser, quien firmó cinco meses después, en mayo de este año, el dictamen positivo de la Comisión Europea sobre la mina.

Según Berkeley, "en su informe la Comisión resaltaba los progresos realizados por la empresa en el cumplimiento de las obligaciones de comunicación a la UE que establece el artículo 41 del Tratado del Euratom, al tiempo que destacaba que el proyecto de Retortillo responde a la estrategia energética de la Unión Europea".

Pero la Cadena SER especifica que es imposible comprobar cuáles fueron los argumentos exactos del comisario para autorizar el proyecto, porque el contenido del informe, según la Comisión, está clasificado "a petición de la propia empresa". El propio organismo europeo ha dirigido un escrito a la emisora en el que acompaña una versión "mutilada del informe", en la que solo es visible el prefacio y la firma del comisario Cañete.

Sobre la polémica contratación de Lamela, la empresa Berkeley desvincula el fichaje del ex subsecretario como lobbista de su relación con el comisario de Energía, y manifiesta que "la empresa puede contratar a los profesionales que tenga por conveniente" y que ha contado con él para asuntos puntuales "como abogado del Estado, experto en asuntos de derecho administrativo".

Más información