Selecciona Edición
Iniciar sesión

Un debate electoral flexible e interactivo

El público podrá votar través de la web las intervenciones de Pedro Sánchez, Albert Rivera y Pablo Iglesias en la emisión televisiva organizada por EL PAÍS

Sánchez, Rivera e Iglesias, vistos por Sciammarella.

Rígidos y encorsetados. Así han sido tradicionalmente los debates electorales en España. Las múltiples condiciones pactadas con los equipos de campaña de los candidatos hacían de estas comparecencias televisivas verdaderos monólogos. EL PAÍS quiere romper con esta dinámica y propone un debate flexible e interactivo, en el que participarán tanto los espectadores que acudan al plató como los usuarios de la web. Se difundirá a través de la página web del diario y contará con la presencia de Pedro Sánchez (PSOE), Albert Rivera (Ciudadanos) y Pablo Iglesias (Podemos). EL PAÍS invitó también al presidente del Gobierno y candidato a la reelección por el PP, Mariano Rajoy, que ha declinado su participación.

La cita ante las cámaras es el próximo 30 de noviembre en horario estelar (de 21.00 a 22.30) en un debate digital moderado por el excorresponsal de Cuatro y CNN+ en Estados Unidos Carlos de Vega, que el pasado mes de marzo asumió la dirección de EL PAÍS Vídeo. Diseñado bajo los estándares televisivos, la comparecencia de los tres líderes políticos, que según los sondeos publicados a lo largo del año tienen opciones de gobierno, se celebrará en un estudio audiovisual de la Comunidad de Madrid. Al frente de la realización estará Carmelo Herrero, responsable de programas como Esto es vida (TVE), Los descendientes (Canal Sur) o A bailar (Antena 3) y de documentales sobre las figuras de la duquesa de Alba, Antonio Gala y Pepa Flores.

La emisión de EL PAÍS, que conjuga lo mejor del mundo audiovisual y las ventajas de Internet, estará abierta a todas las páginas web informativas. La señal será cedida a aquellos medios que lo soliciten.

La presencia de público en el plató es una de las principales diferencias respecto de los formatos emitidos hasta ahora. En anteriores ocasiones, las televisiones cerraban a cal y canto sus estudios y la inmensa sala del Palacio Municipal de Congresos de Madrid que acogió los dos cara a cara entre Mariano Rajoy y José Luis Rodríguez Zapatero en 2008, estaba vacía y en penumbra. Por el contrario, EL PAÍS invitará a asistir en directo en torno a 150 personas, seleccionadas de entre sus lectores. En el plató, se ubicarán frente a los contendientes e incluso tendrán oportunidad de formularles preguntas.

Votar al ganador

El público de la web podrá votar por el candidato que, en su opinión, ha ganado el debate, ya sea por su capacidad dialéctica, serenidad, agilidad a la hora de responder al rival o el dominio de la situación, circunstancias que, según los expertos en comunicación política, inclinarán la victoria de un lado o de otro. Debates como este son determinantes si -como ocurre en el electorado español- el número de indecisos es elevado. En Estados Unidos, por ejemplo, los choques televisivos han marcado la mitad de los resultados electorales.

Además, EL PAÍS pondrá en marcha una nueva herramienta para medir el efecto inmediato del debate en la opinión pública. La aplicación Pulso Electoral, basada en un algoritmo matemático innovador, desarrollado por la empresa Conento, permite una estimación de la intención de voto nacional continua y en tiempo real, con actualización de la información cada cinco minutos.

La estimación del voto se obtiene con datos registrados en tres fuentes. Los de mayor peso son los resultados cosechados por cada formación en los comicios municipales y autonómicos de 2015, los europeos de 2014 y los legislativos de 2011. También se valoran las encuestas y se realiza un análisis semántico de los mensajes de Twitter. "El peso del resultado de las elecciones anteriores es muy alto, porque en general un cambio en la intención de voto se sigue produciendo en el medio o largo plazo", explica Davide Fabrizio, responsable de Conento.

Más información