Selecciona Edición
Iniciar sesión

El Parlamento Europeo rechaza subvencionar la tauromaquia

Los eurodiputados dan el primer paso para quitar subvenciones agrarias a los toros

Imagen de archivo de una escuela de tauromaquia en España. Reuters Live

Europa da la espalda a la tauromaquia. El Parlamento Europeo ha votado este miércoles por abrumadora mayoría contra la posibilidad de financiar con fondos públicos esta actividad. El presupuesto comunitario nunca ha destinado fondos directamente a los toros, pero sí otorga subvenciones de la política agraria común (PAC) a ganaderos dedicados a ese negocio. "Es una gran victoria. Los ciudadanos europeos ya no quieren subvencionar nada que implique matar a los animales", asegura Florent Marcellesi, del grupo de Los Verdes, promotor de esta iniciativa.

Pese a la victoria, aún queda un camino largo para desterrar del presupuesto comunitario los 130 millones anuales que reciben estos ganaderos dedicados a la tauromaquia, según estimaciones de Marcellesi, portavoz de Equo en la Eurocámara, elaboradas con datos oficiales. Este órgano tendrá que lograr ahora que el Consejo Europeo (representa a los Estados miembros) avale su votación y después será necesario cambiar las reglas de la política agraria para incluir los cambios aprobados hoy: que el presupuesto europeo no se utilice para apoyar la reproducción o cría de toros destinados a la tauromaquia.

La novedad se ha introducido a través de una enmienda al presupuesto de 2016. El texto establece que no deberá utilizarse la PAC para financiar actividades taurinas "que impliquen la muerte del toro" y añade que hacerlo constituye "una clara violación del convenio europeo de protección de los animales en explotaciones ganaderas".

La votación, en todo caso, corre el riesgo de quedar en algo simbólico. Las ayudas agrícolas y ganaderas se otorgan en función de la superficie perteneciente al propietario de la tierra, sin prejuzgar a qué se dedica esa tierra (siempre que se emplee en usos agrícolas y ganaderos). La enmienda impulsada por Equo obligaría a cambiar las reglas de la PAC, algo factible, pero que requiere la aprobación de los países y que, en todo caso, no llegará a tiempo para la entrada en vigor del presupuesto de 2016. Otros años, Los Verdes habían presentado enmiendas similares, pero esta es la primera ocasión en que reciben un apoyo mayoritario.

La distribución del voto demuestra que las posturas parlamentarias respecto a la tauromaquia se ajustan más al eje norte-sur que a la división entre izquierda y derecha. El texto de rechazo a los toros ha sido respaldado por 438 diputados y rechazado por 199, con 50 abstenciones. En líneas generales, socialdemócratas, liberales y la derecha euroescéptica han votado a favor de quitar las subvenciones, pero algunos diputados del Partido Popular Europeo pertenecientes a países del norte se han sumado a estos grupos, mientras una buena parte de los socialistas españoles (9 de 14) han rechazado la propuesta.

Más información