Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Prisión para los dos fundadores de unete, la estafa de la moneda virtual

El juez cifra en 50.000 personas las víctimas del timo y en 28 millones las ganancias de los cabecillas

Vídeo promocional con el que engañaban a los clientes Youtube

Los cofundadores del unete, una moneda virtual equivalente a un dólar y que resultó ser una monumental estafa piramidal, están desde el pasado miércoles en la cárcel. José Manuel Ramírez Márquez y Pilar Otero Sánchez se entregaron esta semana y el juez de la Audiencia Nacional Juan Pablo González, ha decretado el ingreso provisional en prisión de la pareja ante el temor de que pudiera huir de España o destruir pruebas. El juez cifra en 50.000 las víctimas de la estafa, adelantada por EL PAÍS, con la que Ramírez y Otero se “apropiaron” de 28 millones de euros.

La policía detuvo en julio pasado a 20 dirigentes de Unetenet, pero entre ellos no estaban los dos cabecillas de la presunta estafa. Ramírez y Otero decidieron entregarse hace unos días y el pasado miércoles 21 de octubre declararon ante el juez que instruye el caso, que tras interrogarles decidió mandarles directamente a prisión. Aunque el magistrado admite que el hecho de haberse presentado voluntariamente reduce el riesgo de fuga, considera que dada "la gravedad de los hechos y el elevado importe de los fondos defraudados" podrían intentar huir de nuevo o eliminar pruebas, ya que la investigación sobre el patrimonio de los jefes de la trama todavía no ha terminado. 

ampliar foto
José Manuel Ramírez y Pilar Otero, en Milán.

En los dos autos firmados para decretar el encarcelamiento provisional por riego de fuga, el magistrado relata cómo miles de inversores confiaron desde 2013 en el supuesto esquema de riqueza ideado por la pareja a partir de una empresa denominada United Business Online LTD radicada en el paraíso fiscal de San Vicente y las Granadinas, desde donde se transferían fondos a Malta, Rumanía y Letonia. Esta empresa tenía numerosas filiales, entre ellas, Union Business Online SL, radicada en Rincón de la Victoria (Málaga) y cuyo nombre comercial es Unetenet. “La principal actividad de la empresa consiste en la realización de publicidad sobre una forma de obtención de dinero fácil como su particular filosofía empresarial y de marketing para atraer a pequeños inversores con la promesa de multiplicar sus ahorros dedicando solamente unos minutos al día, trabajando desde casa, sin desplazamientos y con unos beneficios inalcanzables en cualquier otro trabajo”, expone el magistrado.

La actividad de captación masiva de clientes-víctimas comenzó en agosto de 2012. Fue a partir de entonces cuando, según el juez, los dirigentes del entramado contactan con intermediarios para que graben videos y participen en actos y charlas informativas con el objetivo de dar a conocer Unetenet. Los investigadores consideran que estos intermediarios conocían desde el principio que iban a participar en un fraude y advierten que muchos de ellos ya habían participado en otras estafas piramidales.

A los clientes les ofrecían comprar distintos paquetes con los que ofrecerían publicidad online de Unetenet y empezarían a generar ingresos. “Las ganancias conseguidas irían en proporción del pack contratado y por el que previamente la víctima debe desembolsar su dinero”, explica el juez. En las charlas, la empresa prometía que con una inversión de 18.000 dólares (16.330 euros) se podían ganar 67.0000 dólares (60.800 euros). Todo ello prorrateado en 48 pagas semanales de 1.300 dólares (1.179 euros). El cliente solo debía abonar 59,95 euros al mes. “Los anuncios que cada cliente debe publicitar en las redes sociales son de la marca Unetenet, pero no hay un producto, servicio informático o algún elemento objetivo tangible de publicidad, salvo la misma marca Unetenet”, describen los autos.

El delito de estafa se produce en dos fases. La primera es “el momento de la captación de socios/víctimas” atraídos por unos rápidos beneficios a cambio de introducir anuncios de la empresa en Internet. La segunda fase se produce presuntamente cuando Union Business Online decide cambiar “unilateralmente” los términos de todos los contratos para abonar los beneficios a partir de la moneda virtual inventada por José Manuel Ramírez y Pilar Otero, la unete. La pareja es la encargada, según el juez, de difundir entre los clientes/víctimas que serán ellos los que tendrán que captar nuevos inversores a los que han de vender la nueva moneda “al precio que estimen conveniente”.

Aunque el juez cifra en 28 millones de euros el dinero del que se “apropiaron” los fundadores de Unetenet, fuentes de la empresa llegaron a cifrar en 50 millones el dinero que recaudó la red en una decena de países. La estafa supuestamente se inspiró en Serguéi Mavrodi,un presunto visionario ruso que en la década de los 90 arruinó a miles de pequeños ahorradores con su colosal pirámide financiera MMM.

Más información