Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El ADN confirma que el cadáver de Astorga es el de la peregrina

La Policía ha contrastado que los restos son los de Denise Pikka Thiem, quien desapareció en abril mientras hacía el Camino de Santiago

Imagen de la peregrina desaparecida, Denise Pikka Thiem.
Imagen de la peregrina desaparecida, Denise Pikka Thiem.

La Policía Científica ha confirmado definitivamente, a través de una prueba de ADN, que el cadáver hallado en una finca cerca de Astorga (León) el pasado 11 de septiembre es el de la peregrina estadounidense Denise Pikka Thiem, han informado a Efe fuentes de la investigación. La Policía ha cotejado el ADN de los restos encontrados con el de la familia de la turista, quien desapareció en abril mientras recorría el Camino de Santiago.

Los investigadores encontraron el cuerpo de la víctima en una finca de Castrillo de los Polvazares (León) después de la detención de su asesino confeso, Miguel Ángel Muñoz Blas, de 39 años. El detenido, que ha ido cambiando sus versiones, finalmente ha confesado que mató a la estadounidense.

Muñoz Blas supuestamente le cortó las manos y un brazo para dificultar su identificación. El presunto asesino presuntamente cargó con el cuerpo de Thiem, ya sin vida, durante dos horas por el monte después de golpearla hasta que la enterró, según ha relatado su abogado, Vicente Prieto. "Una vez que llegó a la conclusión de que estaba muerta, la trasladó por un paraje inhóspito durante más de dos horas y la enterró. Esa es una zona con muchos agujeros debido a la presencia de jabalíes", relató el letrado.

Los investigadores han hallado hasta ahora un trozo de carpo de una mano humana, que la Policía cree que se pertenece a la víctima.

Más información