Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sanidad reconoce una lista de espera de 433.852 dependientes

Se trata del 37% del total de personas que tienen derecho a una ayuda

Usuarias de una residencia de mayores de Burgos.
Usuarias de una residencia de mayores de Burgos.

Sanidad reconoce en las últimas estadísticas publicadas sobre dependencia que en la lista de espera hay 433.852 personas, un 37% del total de los que tienen derecho a una ayuda. Ello se debe a los dependientes leves, cuya incorporación estaba prevista el 1 de julio. Prácticamente la totalidad ha pasado a engrosar la lista de espera y eso deja una situación similar a la que se registraba en 2009, a pesar de las manifestaciones de los responsables gubernamentales, que insisten en que esta lista había bajado hasta un 15% del total de beneficiarios.

Una de las primeras medias que tomó el Gobierno de Rajoy al llegar al poder fue aplazar el calendario de implantación de la Ley de Dependencia, de tal forma que los dependientes moderados, los leves, no fueran atendidos hasta el pasado mes de julio. En una situación de crisis y recortes el Gobierno argumentaba que era prioritario atender a los que más lo necesitaban, los graves y los severos. Pero ni a los unos ni a los otros. Los datos oficiales del Gobierno muestran, además, que hay 91.421 personas con dependencia grave o severa que están por atender. El resto son moderados.

Las personas que han conseguido una ayuda en los últimos años eran menos que las que causaban baja en el sistema, de tal forma que prácticamente cada mes el balance era deficitario: menos beneficiarios atendidos. Pero la lista de espera no dejaba de bajar por lo que los expertos lo achacaron de inmediato a los muchos fallecimientos que se registran entre estas personas: son ancianos en su mayoría y con enfermedades incapacitantes. La Asociación Estatal de Directoras y Gerentes ha calculado, siempre con datos oficiales, que unas 100.000 personas han muerto estos últimos cuatro años esperando por una ayuda.

Los que están y los que faltan

  • Los últimos datos indican que hay 752.801 personas dependientes que están recibiendo ayuda. El resto, hasta 1.186.653, están en la lista de espera.
  • Hay 32.312 grandes dependientes y 59.109 dependientes severos en la lista de espera. El resto, hasta 433.852, son los moderados.
  • País Vasco, Asturias y Cantabria son las que más dependientes leves han atendido desde el 1 de julio. Andalucía, Aragón y Valencia, las que menos.
  • Aragón, Galicia y Murcia son las que tienen más dependientes graves y severos pendientes de atención.

Para el Gobierno, sin embargo, era la eficacia en la gestión lo que hacía descender la lista de espera, que aún cifran en un 15% en un documento oficial colgado en la web del Ministerio de Sanidad. Y no quieren oír hablar de muertos, como dejó claro la responsable ministerial de Servicios Sociales, Susana Camarero. Sin embargo, en aquellas comunidades en las que gobierna el PSOE, como en Andalucía, los populares calculan con una precisión de relojero los fallecidos sin haber recibido su ayuda: 7.781 en Andalucía, según recoge la web del PP. En su primera comparecencia en el Congreso tras ser elegido ministro, Alfonso Alonso se congratuló de lo mucho que había bajado la lista de espera y anunció nuevas incorporaciones de usuarios al sistema en julio. Se han incorporado, pero por ahora solo a la lista de espera. Un portavoz del ministerio dijo este martes que la lista de espera ha aumentado porque no es fácil para las comunidades atender de pronto a todos los moderados, pero aseguró que alrededor de un 15% ya tienen ayuda. Y recordó que se ampliará el crédito para ello.

Pacto de Estado

La financiación anunciada en los Presupuestos Generales del Estado para 2016 ha experimentado un incremento de 75 millones para dependencia. Con eso, “atender a todos los que esperan llevaría 25 años”, calculan los expertos. “Es imprescindible un pacto de Estado que replantee el modelo de financiación del sistema de dependencia, con epicentro en el modelo de financiación autonómica a debatir en el Consejo de Política Fiscal y Financiera”, pidió este martes el presidente de la asociación de gerentes de servicios sociales, José Manuel Ramírez.

Más información