Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

El coronel que acosó a Zaida ascendió tras ser procesado

Chacón: "No fui informada. De saberlo, habría actuado con contundencia"

Zaida Cantera y Carme Chacon, este viernes. Ampliar foto
Zaida Cantera y Carme Chacon, este viernes.

“Siento no haberlo sabido en su momento. De saberlo, habría actuado con contundencia”, le dijo ayer Carme Chacón a Zaida Cantera. Fue una larga charla entre dos mujeres en una cafetería de un hotel de Madrid. No se habían visto nunca, aunque pertenecen a la misma generación y coincidieron, entre 2008 y 2011, en el Ministerio de Defensa: la primera era ministra cuando la segunda, capitán del Ejército de Tierra, fue víctima de acoso sexual por parte de un superior.

“La veo fuerte, decidida y convencida. Es una mujer muy valiente, que se ha sentido desprotegida. Pero no es de recibo que se necesite tanta valentía para denunciar un delito de acoso”, declaró la exministra a EL PAÍS a la salida del encuentro.

Como se encargó de recordar el diputado del PP Vicente Ferrer, el ascenso del teniente coronel Isidro José de Lezcano Mújica —condenado a dos años y diez meses de cárcel por acoso sexual— se produjo en julio de 2011, cuando Chacón era ministra. Sin embargo, el actual titular de Defensa, Pedro Morenés, exculpó de toda responsabilidad a su antecesora y a él mismo al subrayar que los ascensos a coronel son automáticos, sin intervención de los ministros.

Es un automatismo relativo, pues la ley de la Carrera Militar de 2007 determina que dicho ascenso se realiza por el sistema de elección, según el cual los militares que cumplen los requisitos requeridos son evaluados y clasificados por una junta. La lista resultante es informada por el Consejo Superior del Ejército y elevada al ministro, para su aprobación, por el jefe del Estado Mayor. Es decir, el Ejército elabora la lista, pero el ministro puede alterarla, aunque para ello necesita una buena razón.

La exministra se reúne con la oficial que sufrió acoso sexual

El abogado Antonio Suárez-Valdés, que representó a Zaida Cantera en el juicio por acoso, recuerda, además, que el artículo 111 de la misma ley permite al ministro suspender de funciones a un militar “como consecuencia de procesamiento, inculpación o adopción de alguna medida cautelar”, lo que conlleva su cese en el destino y la inmovilización en el escalafón, por un máximo de seis meses.

Lezcano-Mújica fue suspendido de funciones el 3 enero de 2012, cuando faltaba menos de un mes para el inicio del juicio. Su ascenso a coronel se produjo el 20 de julio de 2011 y la aprobación de la lista en la que figuraba su nombre fue firmada por la ministra el 14 de junio. El auto de procesamiento tiene fecha de 3 de marzo de 2011, más de tres meses antes.

No solo eso. Recién ascendido, obtuvo el mando de uno de los pocos regimientos de Transmisiones con que cuenta el Ejército de Tierra —el número 2, con base en Campamento (Madrid)— y realizó el curso de capacitación para el ascenso al generalato, lo que le auguraba una brillante carrera.

“Nunca fui informada”, alega Chacón. “Si lo hubiera sabido, lo habría parado [el ascenso] y habría actuado con contundencia. Si es cierto que ya estaba procesado”, añade, aun sorprendida, “debería haber sido advertida”.

La exministra le trasladó sus disculpas a Cantera por no haber intervenido en su momento y le dio las gracias por su lucha, que “debe servir para que no haya más casos Zaida”.

“Se ha demostrado que lo que hay no sirve. Ni siquiera el Observatorio de la Mujer [en las Fuerzas Armadas] que pusimos en marcha. Hace falta una instancia independiente para la prevención y detección de estos casos, que no dependa de la cadena jerárquica, y que actúe contra los acosadores y también contra quienes les den amparo”.

Morenés anunció el jueves, en declaraciones a la Cadena SER, que su departamento ultima un protocolo para los casos de acoso sexual que “acelerará [la tramitación de] las denuncias al objeto de poder atender cuanto antes a las víctimas”.

 

Más información