Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Una de cada tres jóvenes considera aceptable que su pareja la controle

Los españoles menores de 30 años son menos críticos con las conductas machistas

 Atlas

El 33% de los jóvenes españoles de entre 15 y 29 años, es decir, uno de cada tres, considera inevitable o aceptable en algunas circunstancias controlar los horarios de sus parejas, impedir que vean a sus familias o amistades, no permitirles que trabajen o estudien o decirles lo que pueden o no pueden hacer. Es la conclusión más llamativa de un estudio elaborado por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) por encargo del Ministerio de Sanidad para conocer cómo perciben la violencia de género los adolescentes y jóvenes, continuación de otro similar realizado el año pasado con personas de todas las edades. Si se comparan los resultados de ambos trabajos, la conclusión es aún más preocupante, pues los jóvenes son menos críticos que los mayores con este tipo de actitudes machistas dentro de las parejas: el 32% de las chicas las toleran frente al 29% de la población femenina general, mientras que el 34% de los chicos las consideran aceptables, cuatro puntos más que el conjunto de hombres de todas las edades.

Según ha precisado la socióloga Verónica de Miguel, coordinadora del estudio, el estudio demuestra que una buena parte de los jóvenes, incluso en mayor proporción que la población en general, no son capaces de identificar determinadas formas de violencia machista. "Rechazan en mayor medida las agresiones físicas, pero no la violencia de control, que también debe considerarse violencia de género", ha advertido.

Con estos datos en la mano, la secretaria de Estado de Servicios Sociales e Igualdad, Susana Camarero, ha admitido que "debemos estar especialmente preocupados por esta tolerancia de los jóvenes ante este tipo de violencia, que puede anticipar otras más graves de maltrato". De hecho, Camarero ha recordado un estudio de 2013 sobre ciberacoso que ya advertía del problema. "El 60% reconoció haber recibido mensajes con insultos machistas de su pareja. Y el 73,3% de los adolescentes han aprendido de algún adulto el mensaje de que los celos son una expresión de amor", ha subrayado. 

La secretaria de Estado ha anunciado que el Ministerio de Sanidad va a poner en marcha este año dos nuevas campañas de sensibilización, una de ellas dedicada especialmente a los jóvenes. "Vamos a incidir en este tipo de acciones porque la experiencia nos ha demostrado que funcionan. En el mes siguiente al lanzamiento de la campaña que lanzamos en noviembre, también dirigida a este colectivo, aumentó considerablemene el número de llamadas de jóvenes al teléfono de ayuda 016, y también de madres que detectaron ese peligro en sus hijas", ha explicado.