Bárcenas dice que pagó a Cospedal y Rajoy 50.000 euros en 2010

El extesorero: "A Rajoy y Cospedal les hice entregas en efectivo en 2008, 2009 y 2010"

Los papeles recogen donaciones y pagos extraordinarios a la cúpula del PP

El extesorero del PP, Luis Bárcenas, ha admitido ante el juez Pablo Ruz la autoría de los papeles que EL PAÍS publicó el 31 de enero. En su cuarta comparecencia en los juzgados con motivo de la publicación de la contabilidad manuscrita, el responsable de las cuentas del PP durante 20 años ha reconocido que los documentos fueron elaborados por él.

Además, según fuentes del caso, el extesorero ha aportado decenas de documentos contra el PP, en un soporte informático, con un pendrive, y el resto de la contabilidad manuscrita. Bárcenas ha cargado, según las mismas fuentes, y con especial inquina contra el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, la secretaria general, María Dolores de Cospedal, y su antecesor, Álvaro Lapuerta, al que acusa de diseñar la estrategia de pagos y cobros.

"A Rajoy y Cospedal les hice entregas en efectivo en 2009 y 2010", ha dicho Bárcenas ante el juez según una de las acusaciones. Fue, según ha dicho, en marzo de 2010, cuando entregó 25.000 euros al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, y otros 25.000 a la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, en concepto de sobresueldos y en billetes de 500. 

Bárcenas ha desvelado, además, que, en septiembre de 2011, el empresario Juan Miguel Villar Mir entregó a, Álvaro Lapuerta, 300.000 euros y que Lapuerta se lo dio a quien entonces ocupaba el cargo José Manuel Romay Beccaria.

La contabilidad manuscrita recoge entradas de dinero (donativos de empresarios) y salidas (pagos periódicos a miembros de la cúpula del partido y otros gastos de funcionamiento). Hasta ahora Luis Bárcenas ha negado, con palabras muy medidas, que los manuscritos fueran suyos. Incluso, en la prueba caligráfica ante el juez, forzó su letra con el fin de tratar de evitar que los peritos certificaran que se trataba de su caligrafía. Este lunes ha modificado esta declaración y ha admitido que sí elaboró la contabilidad paralela.

 Los documentos que publicó EL PAÍS recogen el periodo comprendido entre 1990 y 2008, con la excepción de los años 1993, 1994, 1995 y 1996, y registran pagos al actual presidente del Gobierno y del partido, por entonces vicesecretario general, Mariano Rajoy; los también vicesecretarios Rodrigo Rato y Jaime Mayor Oreja, así como los secretarios generales Francisco Álvarez-Cascos, Javier Arenas, Ángel Acebes y Dolores de Cospedal.

Entre las aportaciones, la mayoría de los ingresos registrados en la contabilidad manuscrita vulneran la ley de financiación de partidos políticos porque su importe superaba el tope legal fijado para una misma persona física o jurídica o bien porque procedían de personas o empresas a las que les estaba prohibido hacer aportaciones a los partidos. Hay ingresos de una sola vez hasta de 250.000 euros (cuando el límite era de 60.000) y de una misma persona en un año de hasta 400.000 euros. En más de 30 ocasiones se superó el límite legal.

Los pagos figuran principalmente a nombre de empresas y empresarios del sector de la construcción, que suelen contratar habitualmente con la Administración. Ocho de estos empresarios están imputados en la misma causa.

Más información