Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
CASO BÁRCENAS

Tengo una carta para el preso Bárcenas

Una organización recoge más de 12.000 cartas para pedir al extesorero que rompa su silencio

Ampliar foto
Bárcenas a la entrada de la Audiencia Nacional el día que entró en prisión. Reuters

"Señor Bárcenas, ha llegado su momento, el día de hablar, de contar lo que sabe". El ruego para el extesorero del PP es de un joven manchego de 23 años, quien en su misiva le invita a dejar de ser un villano. Esta es una de las más de 12.000 cartas que la organización Avaaz ha recibido a través de internet y que piensa entregar impresas al exsenador popular que, desde hace una semana, se encuentra en prisión provisional sin fianza en la cárcel madrileña de Soto del Real.

Patricia Martín, portavoz de Avaaz, ha asegurado que la intención de la organización es seguir sumando misivas para imprimirlas y entregárselas al extesorero. Aunque Martín admite que aún no se han podido leer todas las cartas por el volumen, explica que la "mayoría" coinciden en su contenido: "Los usuarios piden a Bárcenas que tire de la manta y cuente todo lo que sabe".

Tomada de Avaaz.org

En las nueve cartas que la organización Avaaz ha facilitado a EL PAÍS, se invita a Bárcenas a colaborar con la justicia. "No sea usted el cabeza de turco. Le pido que diga todo lo que sabe para que la casta que está en el poder y que está llevando a millones de familias a la ruina sólo por su propio interés, pague por lo que han hecho", suplica A. B. T.

"La gente está harta de estar ahogada para comer, para vivir; seguramente le agradecerá que tire de la manta", afirma otro corresponsal. Algunos recurren al humor para dirigirse al extesorero: "Vivo en Suiza, tengo cuenta bancaria aquí y una Fiat Ducato si hace falta transportar los fajos", bromea J. V. antes de rogar: "Si tira de la manta, será perdonado".

Bárcenas ingresó en prisión hace una semana, al entender el juez Ruz que existía riesgo de fuga y para que no pueda manipular pruebas del proceso en el que está imputado por blanqueo de dinero, fraude fiscal, falsedad de documentos y estafa procesal.