Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy y Rubalcaba debaten con guante blanco en previsión del pacto europeo

El presidente asegura que no subirá el IVA y elevará las pensiones “cuando sea posible”

El líder del PSOE pide a Rajoy que defienda el giro para España que ha dado "la derecha europea"

Rubalcaba en los pasillos: 'Verán un acuerdo"

 FOTO: ULY MARTÍN / VIDEO: ATLAS

“Coincido con usted…”, ha sido la expresión más repetida por el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en respuesta al líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, que le ha hecho algunas indicaciones respecto a los asuntos que debe defender a últimos de mes en el Consejo Europeo. Se ha notado que ambos están en el mismo barco en esa materia y que el repaso de asuntos que ha hecho Rubalcaba como prioritarios para esa cumbre, son compartidos por Rajoy y, además, están en su agenda: “El cambio de la derecha europea debe reflejarse en el próximo Consejo; esa rectificación debe notarse porque es lo que interesa a España y a los españoles”. Lo que interesa es que se hable de créditos a las pymes, al empleo juvenil y a la unión bancaria. “Coincido con usted y hace año y medio solo se hablaba de consolidación fiscal y ahora la senda para corregir los problemas de déficit es más sensata”, ha respondido el presidente. “Me gustaría que se siguiera hablando de integración y unión bancaria y que la Unión Europea tiene que transmitir que se ocupa de los ciudadanos con el crédito a las pymes y el empleo juvenil”. En su respuesta, por el fondo, la forma, el tono conciliador, se aprecia que la negociación del Gobierno con el PSOE y con otros grupos de oposición, al menos con CiU, van por buen camino y que debería culminar con una proposición no de ley aprobada en el Congreso antes del Consejo.

"Verán un acuerdo, yo creo, espero que un acuerdo", ha anunciado, ya en los pasillos, el secretario general del PSOE. "Todo va muy bien", ha afirmado también el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, informa Francesco Manetto.

Guante de seda en esta preparación de acuerdo que también lo han mantenido el presidente y el portavoz de CiU, Josep Antoni Duran Lleida, aunque este ha sido más incisivo en la petición de concreción sobre si piensa subir el IVA y en qué dirección va a ir la negociación sobre la reforma de las pensiones. También, sobre el reparto del déficit entre autonomías una vez que Europa lo ha flexibilizado y no habrá que cumplir el 3% hasta 2016. ¿Sobre el reparto del déficit entre autonomías? “Aún no hay nada decidido”, ha respondido el presidente sobre este asunto que divide a las comunidades autónomas sin distinción de color ideológico. Las que han cumplido no quiere contemplaciones con las que no lo han hecho. De esto le ha hablado el diputado de Foro Asturiano Enrique Álvarez Sostres ya que Asturias sí ha cumplido con los objetivos de déficit, y sin embargo, está siendo castigada “hasta la humillación”. Rajoy lo ha negado, a pesar de que Sostres le ha dado algunos ejemplos, sobre todo en inversión para infraestructuras.

El tono amable del pleno se ha roto con las intervenciones de la portavoz socialista, Soraya Rodríguez, y la vicepresidenta Soraya Sáenz de Santamaría. La dirigente socialista le ha preguntado sobre las políticas de rescate y la vicepresidenta le ha respondido que ella de lo que puede hablar es “del no rescate”, gracias a la política del Gobierno, aunque la portavoz socialista le hablaba del rescate bancario. “El FMI hace una valoración muy severa sobre unas políticas basadas en la austeridad y Grecia es el símbolo que ayer se quedó en negro y los gobiernos de derechas como el suyo están llevando a España a blanco y negro”. Esta consideración de Rodríguez sobre los colores aludía al cierre de la televisión pública griega en la pasada medianoche, sin aviso. Rectificación, le ha pedido la portavoz socialista.

La respuesta ha sido una defensa de lo que este Gobierno lleva a cabo en contraste con lo que hizo el anterior, que no consiguió ningún objetivo, según la visión de Soraya Sáenz de Santamaría. “Coordínese con el señor Rubalcaba”, le ha pedido. Sí hay interés en el PSOE en pactar una posición común para el próximo Consejo Europeo pero poco o nada más.