Política
EL 15-M CELEBRA SU ANIVERSARIO

El 15-M vuelve a desafiar el toque de queda y se agarra al espíritu asambleario

Al mediodía los indignados volverán a manifestarse en el kilómetro cero de Madrid

La protesta por los detenidos en Sol congregó a 2.500 personas

En la madrugada la policía volvió a desalojar al centenar de jóvenes que seguía en la plaza

Asamblea del 15-M en la Puerta del Sol, esta noche. / ULY MARTÍN

Sol vuelve a desafiar esta noche el toque de queda. Y se agarra a su espíritu asambleario. Un nuevo grito mudo cerró este domingo una jornada en la que unas 2.500 personas se reunieron y demostraron que el movimiento está trabajando en la búsqueda de nuevas respuestas aunque no cuenten con el mismo poder de convocatoria que el año pasado. Un centenar de jóvenes decidieron después pasar la noche en la Puerta del Sol. Hacia las 5.30 fueron desalojados por los agentes, como la madrugada anterior. Al mediodía de hoy, los indignados volverán a manifestarse en el kilómetro cero de Madrid

Por la tarde del domingo, Acampada Sol convocó a los suyos para protestar por las detenciones y el desalojo de la madrugada. Y los suyos respondieron, asistiendo a una asamblea convocada de urgencia a las cinco de la tarde. Pero la respuesta de los indignados no resultó tan contundente como hace un año. Entonces, las detenciones de acampados generaron una respuesta de afluencia más masiva.

La Acampada de Sol vivió este domingo su día de protesta tras el desalojo de la víspera. Pero no se limitaron a protestar. La asamblea general nocturna dejó claro que el 15-M está buscando un discurso alternativo. Los grupos que estuvieron a lo largo de todo el día trabajando en temas de sanidad, educación, vivienda y economía presentaron sus primeras conclusiones. Se habló de la necesidad de defender la sanidad y la educación pública. De desarme nuclear. Del derecho a la mujer a decidir. De la objeción fiscal con respecto a la subida del IVA.

El desalojo del domingo se saldó con 18 detenidos y 20 heridos. La policía anunció por la tarde que iba a liberar a nueve de ellos y que los otros pasarían a disposición judicial este lunes. De seis de ellos facilitó sus antecedentes.

Las redes sociales ardieron durante todo el día con vídeos del desalojo circulando de un lado para otro. La etiqueta #volvemosalas5 no tardó en convertirse en trending topic, tema del momento, en la red social Twitter. Pero ardieron más las redes que las calles. Y eso que en la Puerta del Sol hizo un sol de justicia.

A las 17.05, apenas 350 personas se congregaban en torno al punto informativo que hay instalado en Sol, a los pies de la estatua de Carlos III. Una activista que vivió la noche del desalojo con la policía narraba, megáfono en mano, las carreras hacia la Gran Vía. La Jefatura Superior de Policía de Madrid informó que los 18 detenidos serán acusados de atentado a agente de la autoridad y resistencia. Hubo dos agentes de policía heridos.

La asamblea se fue nutriendo poco a poco. Se leyó un comunicado de la comisión de legal, que se quejó de “detenciones arbitrarias” en el desalojo de los indignados que aguantaron hasta altas horas de la madrugada en la Puerta del Sol. Acampada Sol sostiene que muchos de los detenidos lo fueron “con desproporcionada violencia”.

“Ayer se cometieron algunas torpezas”, comentaba Luis Fernández, representante de la Asociación Nacional de Desempleados Adesorg, plataforma que forma parte de Democracia Real Ya. Fernández considera que hubiera sido mejor abandonar la zona tras el grito mudo. “Esto habría tenido otra dimensión”, decía, en alusión a la asistencia a la convocatoria de las cinco de la tarde en Sol. “Si los que no están aquí hubieran observado otras formas, estarían más motivados para estar aquí”.

Varios miembros del Movimiento 15-M insistieron en que la policía podría haber evitado la intervención, dado que la gente hubiera acabado por abandonar la plaza tarde o temprano, ya quedaban pocos. “La concentración fue pacifica, no creamos problemas”, decía Mario Munera, quincemayista que estuvo en la Acampada de Londres hace un año.

Durante el día se celebró un completísimo programa de talleres, charlas y debates en los aledaños a Sol. Un miembro de la mesa informativa declaró que en la reunión de sanidad, en la plaza de Santa Ana, la policía no permitió que se usara megafonía; y que en la de educación, en la plaza Mayor, los agentes de policía pidieron la identificación a algunos asistentes.

Más nutrida fue la asamblea Desmontando Mentiras, que se celebró por la tarde alrededor de la salida del Cercanías. Los desmanes de la economía del ladrillo y las críticas al proyecto de Eurovegas fueron algunos de los temas tratados. El 15-M se esforzaba en centrar su acción en torno a talleres, charlas y debates.

Así fue también en Barcelona, tras la multitudinaria manifestación del sábado, que transcurrió sin incidentes y acabó con algunos acampados en la plaza de Cataluña. Los organizadores se volcaron en el debate y búsqueda de políticas alternativas y soluciones concretas. Centenares de personas regresaron por la mañana a la plaza.

En Sevilla todo transcurrió sin violencia. La asamblea que se improvisó por la noche acabó de madrugada, con la policía identificando a los últimos 30 que quedaban en las Setas, cuenta un miembro de DRY Sevilla.

Para poder comentar debes estar registrado en Eskup y haber iniciado sesión

Darse de alta ¿Por qué darse de alta?

Otras noticias

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana