Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

Rubalcaba propone un MIR para profesores

El candidato socialista es confirmado el sábado por la comisión de Garantías Electorales del PSOE

El candidato del PSOE, durante el acto de hoy en Valladolid.

El candidato del PSOE para las próximas elecciones generales, Alfredo Pérez Rubalcaba, ha hecho su primera gran propuesta en Valladolid, y ha sido sobre enseñanza. Se trata de hacer una especie de MIR para la selección de profesores para la enseñanza pública, es decir, adaptar para los docentes el sistema que desde hace décadas lleva funcionando en España para que los médicos se habiliten como tales, un periodo de especialización en centros sanitarios que han de pasar los médicos antes de aspirar a una plaza pública, informa Laura Cantalapiedra desde el acto.

Así, la propuesta para los profesores supondría la realización de un examen nacional para la selección del profesorado y la realización, posteriormente, de un periodo de prácticas, de formación en las aulas.

Actualmente, el MIR arranca con un examen único para toda España, tras el cual, según la nota, se elige especialidad y centro médico donde se pasará un periodo de prácticas que hay que aprobar para optar a una plaza. Este modelo goza de mucho prestigio en Europa.

Junto a esta propuesta, Rubalcaba ha apostado por prevenir el fracaso escolar desde el origen. Y el origen a su juicio está en la educación primaria, por lo que la prevención del fracaso escolar se debe implementar desde el inicio del proceso formativo. "Es importante flexibilizar el sistema educativo", aseguró. Otro objetivo es poder recualificar a los jóvenes que han abandonado los estudios, se han incorporado al mercado laboral y han perdido el empleo. La vuelta de muchos de estos jóvenes al sistema educativo ha generado una escasez de plazas en Formación Profesional.  "Ahora mismo hay overbooking en FP", recalcó Rubalcaba. Una solución, dijo, sería poder utilizar la teleformación para paliarlo.

El objetivo es seleccionar a "los mejores" para trabajar dentro del sistema y formarles en el aula, según ha explicado Rubalcaba, ya que, a su juicio, a los profesores se les demanda "cada vez más", lo que exige que se les "acompañe en esta tarea". Rubalcaba ha insistido en la importancia de avanzar en un sistema educativo "flexible" a través del que se evite el fracaso escolar, algo "vital" en este momento, ya que puede llevar a la "exclusión social" de quienes abandonen el sistema, por lo que ha apostado también por la "recualificación" de aquellos jóvenes que dejaron la formación para introducirse en el mundo laboral ante la "burbuja inmobiliaria" y que ahora están desempleados.

Rubalcaba ya planteó esta idea el pasado mes de noviembre durante una intervención en la Semana de la Educación de la Fundación Santillana, pero entonces insistió en que sus palabras había que tomarlas “más como una reflexión académica” que como una propuesta en firme. Ahora, como candidato recién proclamado del PSOE, ya ha adquirido esta categoría.

El vicepresidente primero ha justificado que la educación sea el primer ámbito que ha elegido para tratar como candidato en que es la clave para salir de la crisis.La educación en España lleva años en el punto de mira porque, aunque ahora ha descendido ligeramente, toda la década anterior ha tenido unas tasas insufribles de abandono escolar temprano (jóvenes que dejan de estudiar después de la enseñanza obligatoria), en torno a un 30%, que lastran precisamente, según los especialistas, la economía española. Los estudios internacionales, como el informe Pisa, colocan a España en una situación mediocre para algunos, y en la media para otros;  en cualquier caso, estancada sin mejoras significativas. No obstante, tampoco sorprende la elección del vicepresidente. Rubalcaba inició su carrera política en los años ochenta en el Ministerio de Educación y llegó a hacerse cargo del departamento.

El Ministerio de Educación, dirigido por Ángel Gabilondo, está precisamente en estos momentos negociando con los sindicatos un nuevo sistema de acceso para los profesores de la enseñanza pública, es decir, una reforma del sistema de oposiciones. La principal novedad de la propuesta es que los aspirantes tendrán que aprobar una fase de prácticas de un año en un colegio o un instituto públicos. Y después demostrar ante un tribunal que sabrían afrontar con éxito un problema o caso que se presentara en ese centro, es decir, un último examen al final del proceso.

Más información