Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy: “Tendremos el Estado del bienestar que podamos permitirnos”

“Debemos saber la verdad de las cuentas de los bancos y las autonomías”, señala ante empresarios en Barcelona

Evita contestar cuando le preguntan por qué Valencia y Murcia pagan la sanidad a 600 días

Defiende la desgravación por vivienda y dice que la burbuja inmobiliaria no es culpa del PP

Según Rajoy, los convenios colectivos deben ser acordes a la situación económica

Solo dos días después de presentar su plan de austeridad, Mariano Rajoy se ha encontrado en Barcelona con los empresarios agrupados en el Círculo de Economía, que le han preguntado cómo se va a concretar, si va a hacer recortes fuertes y sobre todo por qué mientras mantiene esa idea de que las administraciones deben pagar lo que deben, permite que la Comunidad Valenciana y Murcia, en manos del PP, estén pagando a más de 600 días. Rajoy, poco habituado a las preguntas, ha evitado algunas, sobre todo las referidas a Valencia y Murcia, aunque ha hecho una reflexión general mientras defendía que hay que recortar el gasto público e incluso reformar la Constitución para prohibir el déficit.

Justo antes que él, en las jornadas en Sitges (Barcelona) intervenía Joseph Stigliz, premio Nobel de Economía, que defendía exactamente lo contrario, que un exceso de recorte del gasto público puede congelar aún más la economía, como está sucediendo en Grecia. Rajoy ha mantenido su idea y ha hablado del Estado de bienestar. “Tendremos el Estado de bienestar que podamos permitirnos”, ha explicado el líder del PP interpelado por Josep Piqué, presidente del Círculo de Economía y exministro con Rajoy –“tal vez llame a mi Gobierno a alguno de los que están aquí”, ha dicho el líder del PP en un guiño–. “Un país africano puede querer tener un gran Estado de bienestar pero no puede. Si se reactiva la economía y se crea empleo se pagarán más impuestos y podremos tener Estado de bienestar. Y tendremos el que se ajuste a nuestras posibilidades. Ya lo he dicho, me gustaría mantener sanidad pública y pensiones, es una línea roja. Pero hacer un paquete global con un plan de austeridad creo que será bueno”, ha rematado el líder del PP.

El PSOE sostiene insistentemente que Rajoy hará aún más recortes que ellos cuando llegue a La Moncloa, y él lo niega. Rajoy contestaba así a la pregunta de uno de los empresarios, reproducida por Piqué, y eje del debate económico en estos momentos tras los malos resultados del plan de ajuste en Grecia. “¿No hay una incompatibilidad entre las políticas de recorte y el estimulo de la economía, al menos a corto plazo?”, le había preguntado el empresario.

Rajoy esquivó una pregunta directa sobre la morosidad de la Comunidad Valenciana y Murcia con los proveedores de la Sanidad. Sin citarlas, dijo: “Mucho proveedores tienen muchísimos problemas. Más de uno ha tenido que cerrar. La Sanidad es un tema importante, hay cifras que dicen que en EE UU se paga a 28 días. Es un tema que tendremos que corregir. Hay que pagar”.

Dos días después de que en una reunión con sus barones Alberto Núñez Feijóo planteara que hay 15.000 millones de euros de deuda oculta de la Sanidad, Rajoy ha pedido “saber la verdad” de todas las cuentas. Pero no solo las de las administraciones públicas, también las del sistema financiero, en especial las cajas de ahorro y sus activos inmobiliarios. “Hay que saber cuánto valen los activos inmobiliarios de las cajas. Este tema de la transparencia y la verdad, es muy importante, y hay que aplicarlo a muchas administraciones. Aquí en Cataluña saber la verdad ha generado problemas con el Presupuesto de la Generalitat y el déficit, pero es importante conocer la verdad”.

Rajoy ha defendido también algo que le ha criticado un empresario: la deducción por compra de vivienda. El Gobierno la quitó porque cree que fomentaba la burbuja inmobiliaria, Rajoy promete recuperarla. “Es algo tradicional en nuestro país”, ha dicho el líder del PP, que ha negado también la responsabilidad del PP en la burbuja inmobiliaria por su modificación de la ley del suelo. “Andar buscando responsabilidades ahora es absurdo, la burbuja depende de mucha gente, también los bancos. Yo creo en el sector de la construcción para el futuro, es muy importante. Habrá que corregir errores, pero tiene futuro. El mundo va a ir a mejor y mucha gente en Europa quiere adquirir aquí vivienda para estar seis meses. Y el turismo también tiene futuro”. Rajoy insiste mucho en esta idea, que los sectores tradicionales en España, construcción y turismo, tienen futuro, mientras el PSOE insiste en la idea de cambiar el modelo productivo.

Rajoy no se ha movido un ápice de sus posiciones tradicionales con la crisis. De hecho, mantiene que hay que hacer en el Gobierno algo parecido a lo que ya hizo el PP en 1996. Y en esa línea, mientras en toda Europa se produce un giro de alejamiento de la energía nuclear, Rajoy mantiene su apoyo: “Debemos contar con la energía nuclear, lamento las decisiones que han tomado algunos países europeos”.

Por último, el líder del PP también ha descartado que su partido tenga alguna responsabilidad en la ruptura del acuerdo sobre la reforma de la negociación colectiva entre patronal y sindicatos. “Soy partidario de grandes convenios nacionales y luego convenios dentro de las empresas. No es aceptable que se le eche la culpa a los empresarios o a la oposición. Un gobierno no puede desentenderse y mandarle los problemas a CC OO”.

También ha aprovechado que estaba en Cataluña para contestar a Artur Mas, que ayer en este foro explicó que si el PP o el PSOE quieren el apoyo de CiU, tendrán que acabar con el déficit fiscal de esta comunidad. Rajoy no se ha comprometido a nada y ha dicho que lo importante es que se recupere la economía para que aumenten los ingresos, también los de la Generalitat.